Hemeroteca de "La Aventura Humana" y pulsar en buscar

viernes, junio 29, 2007

GALERÍA DE PENSADORES PARA ENTENDER ESPAÑA, SEGÚN EDUARDO SUBIRATS



El místico Ibn Arabí


Eduardo Subirats (Barcelona, 1.947) me recibe muy amablemente en el Palacio Ducal de Medina Sidonia. Hace poco tiempo que ha dado su conferencia-ensayo en el salón de Embajadores ante un numerosísimo público. Antes de pasar a las preguntas repasamos los que han sido las personas claves en su disertación y en sus estudios sobre la hispanidad a lo largo de todos estos años.
Independientemente de los clásicos romanos y griegos que algo tuvieron que ver con la Hispania de aquella época, Subirats se ha detenido a dedicarle unas palabras a Averroes y Maimónides. Posteriormente, en época medieval tenemos al místico Ibn Arabí (1.165-1.241). Ya vendrían más tarde los Reyes Católicos que entierran cualquier pasado español judáico y árabe y tenemos que llegar hasta Cervantes (1.547-1616), que aun no siendo reconocido en su tiempo, se rescatará en el siglo XVIII dentro de la Historia del Pensamiento, evidentemente con su “Quijote” y todo su simbolismo de la España del XVI, con la Inquisición , las hogueras, la decadencia y la omnipresente Iglesia católica controlando todo.

Ya tenemos que ir pasando de puntillas para en el mundo sudamericano tomar como referente a El Inca Garcilaso (1.539-1616), para llegar a José María Blanco White (1.775-1841). En este caso me permito un apunte personal, ya que pude comprobar hace unos años que seguía siendo todo un desconocido. Fue a través de una Conferencia que organicé con la Iglesia Evangélica de Sanlúcar de Barrameda en el Centro Cultural de la Victoria, donde le pedí a Gabino Fernández, uno de los especialistas del autor, a que viniera para aproximarnos a la biografía y a la obra del escritor sevillano. Cuando terminó la Conferencia, personas muy versadas teóricamente en una cultura variopinta reconocieron públicamente el desconocimiento que tenían sobre la existencia de José Mª Blanco White. Y digo también lo del apunte personal porque sorpresivamente, mi maestro de Literatura en el colegio en la antigua EGB en el Colegio de la Salle, en un ejercicio de estudio que realizamos sobre escritores andaluces, donde cada alumno le tocaba hacerlo sobre un autor, curiosamente a mí me tocó Blanco White, con lo que no lo olvidaría nunca, gracias a don Elías Rodríguez..





El peruano "El Inca Garcilaso" y abajo José María Blanco White, según Subirats una de las mentes más preclaras de la Historia del Pensamiento Español




















El Filósofo catalán en su repaso de personajes destacados, siempre desde su visión personal, llega a la Primera República para significarnos la figura de Francisco Pi y Margall (1.824-1.901), Presidente de esa misma República española del s. XIX, que supo ver que el desastre de Cuba se podía haber evitado dándole autonomía suficiente, por lo que predijo que el problema español se prolongaría durante el siglo XX con los nacionalismos. Unamuno y Ortega y Gasset nos lo presenta Eduardo Subirats como un espejismo, hasta llegar definitivamente a los contemporáneos Américo Castro (1.885-1.972), Vicente Llorens (1.906-1.979) y Juan Goytisolo.. Cuando en la Universidad de Princenton le preguntan por un pensador español al que se le pueda invitar para dar una conferencia en EE.UU, Subirats afirma que le es difícil encontrar alguien hoy día con una visión amplia y conciencia crítica del pensamiento español. Por lo que ha sido Juan Goytisolo el que ha tenido que repetir por cuatro veces tal invitación.

Eduardo Subirats a cada una de sus épocas en diferentes países le ha sacado un ensayo o tesis: La Ilustración insuficiente (Su tesis doctoral en la Universidad de Berlín sobre la historia del pensamiento español), “El continente vacío”, como resultado de su experiencia sudamericana, y “Memoria y exilio”, además de otros muchos libros y artículos y conferencias por todo el mundo.

A continuación le hago unas preguntas sobre la situación actual de la llamada intelectualidad.




Eduardo Subirats

-¿En estos tiempos que corren ha llegado un momento en que el intelectual es alguien que se ha desvirtuado o es que hemos perdido el concepto real de lo que es un auténtico intelectual?.

Es una persona con una capacidad reflexiva literaria especialmente que reflexiona abiertamente sobre los aspectos más conflictivos de la sociedad y los formula al servicio de esta misma sociedad bajo las condiciones de una mayor o menor limitación de libertad que esas sociedad pueda tener. Por tanto, es un intermediario necesario para que una sociedad pueda darse una vez a sí misma en un proceso de permanente diálogo.

-¿Y, entonces, qué sería un filósofo?

El filósofo es un grado de abstracción conceptual mayor, una precisión conceptual abstracta mayor. Es lo que distinguirá al filósofo-intelectual del intelectual-literato, que estará más ligado a una revisión narrativa, descriptiva del acontecer cotidiano y social. Pero son diferentes grados o maneras de enfocar el mismo problema. Se puede analizar una guerra en términos literarios o términos filosóficos. Ambos son necesarios.
-¿Dónde están los límites de la libertad de expresión?
La libertad de expresión no tiene límites. Existe o no existe. En realidad siempre hay una limitación externa. Pero el gran problema de la libertad es interno, por lo que tenemos que aprender a ser libres en un contexto que lo permita de una manera suficiente.

-¿Te asfixia todavía el contexto en el que vives en el día a día?
Es una época difícil. Vivimos una época oscura y peligrosa.

-¿Pero hay alguna luz de que esto puede cambiar?
Donde hay pensamiento hay luz.

Gracias Eduardo por traernos un poco de aire fresco
Gracias a tí y saludos a todos tus lectores que me consta que son muchos y no dejes de luchar por la libertad de expresión.

Manuel J. Márquez Moy, Director de "La Aventura Humana"


















miércoles, junio 27, 2007

LA TAN TRAÍDA Y LLEVADA "VIDA OCULTA DE JESÚS"


Antonio Piñero es probablemente uno de los máximos expertos españoles y europeos en el cristianismo primitivo. Lleva más de 35 años dedicados de lleno a estudiar los legajos originales donde se habla de la época precristiana y cristiana. Es de los pocos Catedráticos de Filología Griega, especializados en este tema, además de tres compañeros. Recientemente a reeditado y ampliado una obra que escribió en los años ochenta. Este chipionero, exiliado en Madrid, es un apasionado de su trabajo y un gran comunicador. Este verano le tendremos aquí en Sanlúcar de Barrameda para dar una conferencia dentro del Programa de Investigación "Las Huellas de la Memoria". Hoy nos habla aquí sobre su libro recién editado. Es un hombre que conoce perfectamente lenguas tan primitivas como el arameo o el siríaco, lo que le ha permitido acercarse mucho más a la figura y la época del Jesús histórico. Es un científico racionalista en toda regla y para nada metido en la vorágine de la cantidad de ediciones de libros pseudomísticos. En su haber destaca ser el traductor al español de los libros de Nag Hammadi y los Evangelios Apócrifos.



Permitidme hoy, amigos lectores, que haga un breve comentario sobre el contenido de un libro mío que acaba de aparecer, y que quizá pueda interesar a alguno. Se trata de una reedición, de un antiguo libro de hace -nada menos- que trece años.
Quiero desarrollar brevemente dos puntos:
1. En qué consiste esta obra, qué partes tiene, qué ofrece2. Cuál es su propósito.
La obrita es la siguiente:
"Jesús. La vida oculta, según los Evangelios rechazados por la Iglesia"Editorial Esquilo"

1. En qué consiste esta obra y qué partes tiene, qué ofrece
Como dije, esta obra es la reedición, arreglada, reescrita en algunas partes, y sobre todo aumentada de El otro Jesús. Vida de Jesús según los evangelios apócrifos, de la que se hicieron en España dos ediciones y varias reimpresiones, y de la que se vendieron unos siete u ocho mil ejemplares. Esta obrita se ha traducido a varias lenguas: alemán, francés, portugués, italiano. En Italia especialmente ha tenido cierto éxito. Il Corriere della sera acaba de vender la versión italiana de este libro -ilustrado con más de cien obras de arte de Jesús, María y los Evangelios apócrifos- con su periódico en un fin de semana: la salida al público era de 35.000 ejemplares… como final de una colección de libros de Biblia: algo parecido a lo que está haciendo aquí el ABC: vender en fascículos la “Biblia de Jerusalén” y luego algunos libros más. En Italia ha sido sólo la Biblia de Jerusalén en 12 fascículos y luego, como colofón Il altro Gesù...
Ha parecido conveniente al editor de Esquilo reeditar esta obra, pues hacía mucho tiempo que –aun no estando descatalogada- no estaba presente en el mercado y apenas se vendían una decenas o un centenar de libros por año.
La idea ha sido hacer una reedición en toda regla. Se ha añadido una primera parte, ausente del todo en la obra anterior, que expone al lector el marco de la vida oculta de Jesús según los evangelios aceptados por la Iglesia, dividida a su vez de dos secciones:
a) antecedentes y nacimiento de Jesús,
b) su familia y su educación.
Para estas dos secciones las fuentes son los evangelios canonizados por la Iglesia: Mateo, Marcos, Lucas y Juan. Pero eso no significa, naturalmente que el historiador acepte sin filtro o crítica alguna todos su datos, sin más. Como sabemos bien, si ya los evangelios en sí, en el bloque que trata del ministerio de Jesús, que abordan temas de la vida del personaje que podían ser más o menos conocidos, son fuentes a veces sospechosas de ser en gran parte rearreglos, con fines propagandísticos de la fe religiosa de los primeros cristianos..., cuánto más en el caso de los dos primeros capítulos de Mateo y de Lucas. En efecto, estos tratan de momentos del personaje Jesús por los que la Iglesia primitiva no mostró el menor interés en un principio y de los que quizá tenía muy poca idea. Como están escritos 60 o 70 años después de que pasaran los acontecimientos, y su atmósfera es o bien legendaria, o bien una evocación de episodios del Antiguo Testamento, la crítica ha de estar aún más perspicaz para obtener de ellos algún núcleo histórico.
De todos modos, sí se pueden obtener algunos datos, pocos, que sean fiables sobre esta primera parte de la vida, oculta, del Nazareno. Así, en esta primera parte del librito se responde a temas como dónde y cuándo nació Jesús y quiénes eran sus antepasados, a saber si nos podemos fiar en algo de las genealogías del personaje ofrecidas por los evangelios.Luego se trata de los padres de Jesús, qué formación pudieron dar a éste, si sabía o no leer y escribir, qué lengua, o lenguas, hablaba y cuál era su presumible oficio. Naturalmente, la cuestión de los hermanos de Jesús ocupa algunas páginas en las que expreso ante todo el parecer de la Iglesia antigua y cómo ésta se preocupó poco o nada del tema hasta bien entrado el siglo III.
Esta parte es una síntesis suficiente, creo, de lo que puede saberse realmente de Jesús en estos temas.
La parte segunda recoge casi todo lo que escribía hace trece años y que puede mantenerse:cómo pintan la vida oculta de Jesús los evangelios rechazados por la Iglesia. Aquí pongo en realidad poca cosa de mi imaginación, sino que soy fiel a lo que dicen los textos apócrifos. Probablemente lo meritorio de esta parte sea la selección, ordenación y sistematización de las “noticias” proporcionadas por los evangelios apócrifos. Creo que ahorro bastante tiempo al lector, y le agilizo la tarea con cierto deleite, de leer cientos de páginas repetitivas y poco interesantes, puesto que los evangelios apócrifos son en muchas ocasiones un batiburrillo indigesto. Yo se lo doy al lector ordenado y breve, sin omitir nada que pueda ser o parecer interesante.
Y por último he reescrito muy a fondo algunos capítulos como el de "Jesús y las mujeres" y especialísimamente el prólogo y el epílogo, haciéndolos un poco más largos y más claros a propósito de lo que propone y lo que procura este libro. Esto no quedó suficientemente claro –al parecer- en la obra anterior por algunas anécdotas que me han ocurrido a lo largo de mi vida. Sobre todo dos, y encima relacionadas con miembros de mi familia o amigos íntimos.
La anécdota que afedcta a mi familia es terrible: en dos ocasiones -y refiriéndose a la aparición entonces de "El otro Jesús", el mismo individuo cuyo nombre no voy a dar, a voz en cuello, en sendas reuniones familiares por boda o funeral, gritaba que yo "era un blasfemo", que cómo me atrevía a decir semejantes cosas de Jesús en un libro, que debía darme vergüenza pisar una iglesia para un acto tan solemne como un funeral, siendo "el diablo en persona"… A mí, pobrecito, que no había hecho más que resumir lo que dicen textos muy antiguos –por otro lado editados modernamente por miembros bendecidos de la Iglesia (véase la edición de Aurelio de Santos Otero para la "Editorial Católica"- que tienen más de 18 siglos de antigüedad.
Y la otra anécdota: de un amigo, que me dijo que había dejado de leer el libro... y lo había tirado... ("El otro Jesús"), pues no le gustaba que “nadie le cambiara sus ideas…” sobre Jesús…
2. Entonces: ¿Cuál es el propósito de esta reeedición?
¿Es que realmente trato yo de cambiar las cosas o pronunciar blasfemias sobre Jesús para forrarme los bolsillos? Esta pregunta me introduce en la segunda parte: ¿cuál es en realidad la intención de este librito?
A decir verdad está escrito por el fastidio que me suponía oír una y otra vez, -yo, que todo el mundo sabe que no soy creyente, y que soy un empedernido racionalista- decir a algunos que en los Evangelios apócrifos se encuentra la verdad sobre Jesús…, que la Iglesia intenta ocultar los textos, que tiene algunos escritos escondidos en lo profundo de los sótanos del Vaticano…, y que si se supiera de verdad el contenido de estas obras "en mala hora apócrifas" aparecería una figura de Jesús muy distinta, muy hermosa y a disgusto de la Iglesia, que ha mentido sobre ella a sabiendas, que la ha distorsionado para mal, y que –como digo- si se conocieran… ¡se le caerían a la Iglesia todos los palos del sombrajo!
Me dije: vamos a verlo. Y escribí esta vida de Jesús según esos evangelios ocultos, ante los que la Iglesia tiembla…, según dicen una y otra vez. Y el resultado pueden leerlo ahora todos los lectores que quieran…
A este propósito me permito otra breve reflexión: todos los que edcribimos libros somos hombres y mujeres de la comunicación. Nuestro deber es encontrar siempre el lado interesante de lo que tenemos entre nuestras manos y así procurar encantar al lector, el cual en el futuro nos seguirá leyendo. ¡Cierto! Pero creo que para ello no es necesario distorsionar la realidad y presentar algo falso a sabiendas de que es falso pero que nos parece más interesante. Por ejemplo el caso de… y no voy a citar nombres, de muchos que escriben libros sobre Jesús y María Magdalena a sabiendas -porque están muy bien informados- que lo que están sacando para el público son puras mentiras.
¡En absoluto debe procederse así! La realidad, la verdad histórica en cuanto puede saberse, a la larga es mucho más interesante y rentable que la mentira. En el mundo de la religión casi nada, o nada, es como parece… Basta con que intentemos descubrir la verdad, lo que subyace a las apariencias, para que presentemos cosas realmente atractivas y novedosas. A largo plazo, con lo que honestamente creemos que es la verdad, incluso si en algún momento parece que vamos a perder audiencia, saldremos ganando…, en mi opinión.
Pues bien, esto es lo que he intentado. Presentar de una vez qué imagen de Jesús ofrecen estos evangelios ante los ojos de los hablan mucho, pero nunca los han leído, por lo menos a fondo y todos. ¿Que esa imagen es fea? Pues tanto peor para ella. Pero el público sabrá que se ha actuado sinceramente, y que al siguiente libro podrá seguir fiándose de mí. Yo así lo digo en el epílogo: esta imagen de Jesús es muy poco atractiva… aunque conocerla es interesantísimo… incluso para saber que a lo mejor nunca podremos reconstruir una imagen completa del personaje.
Así que yo doy muchas gracias al editor de Esquilo por la posibilidad de presentar de nuevo al gran público estos temas con la reedición de esta obrilla sobre la vida oculta de Jesús.

Antonio Piñero Sáenz


domingo, junio 24, 2007

EDUCACIÓN PARA LA CIUDADANÍA, UNA ASIGNATURA NECESARIA Y URGENTE



El escritor, Catedrático de Filosofía, José Antonio Marina





Llevo años dándoles vueltas a uno de los asuntos que más me preocupan desde todas las perspectivas y temáticas: La Educación. Sea la Educación Ambiental, la Educación en valores, la problemática de la Educación en el ámbito familiar, en los centros docentes. Parece que es algo que a esta sociedad se nos está escapando de las manos y se percibe claramente mayores signos de agresividad principalmente en un sector de los adolescentes y juventud y también en adultos. Siempre a todo aquél que le ha interesado todo lo relativo a la Educación, educere (sacar todo lo bueno que tiene cada individuo, cada persona), en sus cualidades irremplazables y exclusivas de cada uno, aconsejaba el libro de Fernando Savater: "El valor de educar", o bien "Las semillas de la violencia" del Dr. Rojas Marcos.


Curioso es que haya padres que "dimitan" de su labor educativa con respecto a sus hijos, como el caso de la madre asturiana que saltó a los medios de comunicación hace poco tiempo. Muchos otros, me preocupan más, se muestran insumisos incluso. Puedo entender y comprender a ambas partes dentro del núcleo familiar, y también dentro de los centros con toda la carga de tensiones que existen en la mayoría de los casos. Siempre me interesó la Educación. Hubo un libro que me marcó de adolescente "Lo pequeño es hermoso" del economista Schumacher. Él planteaba que la solución al caos planetario en todos los sentidos era una mayor y mejor educación. De ahí nació mi Programa de Investigación "Diálogos con la Naturaleza" y "Las Huellas de la Memoria".




Para entender y comprender a la sociedad de hoy se requiere una larga meditación y experiencia práctica con los protagonistas directos, que vamos a dejarlos por ahora en el entorno familiar, entorno escolar y de amistad o grupo de calle. Me ha costado muchos años para comprender el lenguaje en el que una gran mayoría de adolescentes se comunican. Es un lenguaje a veces lleno de gestos, no verbal, de intensa emotividad confusa (la que provoca la propia edad más la externa).




Me ha parecido y me parece fuera de lugar todas las críticas que se han vertido sobre la nueva asignatura que se pretende incluir en el curriculum escolar de Educación para la Ciudadanía, y peor aún las arremetidas contra el Filósofo y Escritor José Antonio Marina, probablemente uno de los mejores filósofos de cabecera de este país.




Llevaba días intentando darle cuerpo a un artículo para transmitir la necesidad imperiosa de la asignatura y todo lo que conlleva. Pero me he topado con una entrevista realizada al propio Marina donde deja bastante claro el sentido de la asignatura y del libro de texto que ha escrito para tal fin. Evidentemente he preferido que sean sus propias palabras las que aclaren "el ruido" montado en torno a algo que veo tan natural como contribuir a la educación desde los centros docentes. Él mismo ha afirmado en multitud de ocasiones que la educación es una cuestión que compete a toda la tribu, es decir, desde la familia hasta los vecinos del barrio. Es una labor colectiva. Nuestros hijos son los hijos de todos, de esta sociedad, y la sociedad debería hacer un esfuerzo por colaborar en la difícil tarea de que las nuevas generaciones acepten y asuman una serie de responsabilidades y valores de convivencia. Y ese es un ejercicio lento, paciente y eficaz.


No podemos tratar a los jóvenes con una actitud de marginalidad, como si fueran de otro planeta. Sus costumbres, actitudes y personalidad la han venido aprendiendo de todo lo que han vivido a su alrededor, desde que nacieron, desde sus hogares y barrios. Si abordáramos estos temas con el tiempo que se merecen desde un clima de serenidad seguro que resolveríamos muchos conflictos sociales de hoy día.




A continuación os dejo con la entrevista a José Antonio Marina.

(Manuel J. Márquez Moy)







Hace sólo dos años que escribió un libro titulado “Por qué soy cristiano”, pero hoy se enfrenta a duros ataques por ser el autor de un manual de la nueva asignatura que rechazan los obispos. A pesar de todo, quiere que se debata mucho y seriamente sobre este asunto.
Javier Otero Pedro Corro
15/06/07


¿Qué se juega en la asignatura de Educación para la Ciudadanía?


J. A. Marina.-Cada vez que aparece cualquier problema social (la droga, los embarazos adolescentes, los accidentes de tráfico, la violencia en las aulas o en la familia) la sociedad se vuelve a la escuela para pedir que eduque a los niños en la convivencia, en valores cívicos, en valores éticos. La escuela tiene obligación de hacerlo. De manera que no va en contra de la familia, no va en contra de la religión. Al contrario, va a favor de todo ello, porque su marco obligatorio son los derechos humanos. Y es rarísimo que alguien pueda oponerse a que se enseñen los derechos humanos y su cumplimiento en la vida de todos los días.
Monseñor Cañizares, Vicepresidente de la Conferencia Episcopal Española, quien se ha convertido en uno de los grandes detractores de esta nueva asignatura


¿Y se entromete en la conciencia moral de los alumnos, como dicen sus detractores?


J. A. Marina.-¿Quién ha dicho que la escuela no debe formar la conciencia moral? Hay un campo para la moral privada y un campo para la moral social. De esto trata esta asignatura. Vamos a dar unos principios éticos cívicos basados en los derechos humanos. Desde el principio ha habido un mal planteamiento. Cuando se empezó a hablar de la asignatura hubo algún grupo de laicistas que dijo “ahora sí que vamos a hacer una educación laica”. Y antes de que aparecieran los programas hubo alarma en la jerarquía eclesiástica, que lo vio como un camino para limitar la enseñanza de la Religión. Pero no tiene nada que ver. Esta es una asignatura de ética.


¿El problema está en que los que se oponen a la asignatura no participan de los mismos principios éticos?


J. A. Marina.-Una cosa son las morales religiosas y otra es una ética que debe valer para todas las morales. Los derechos humanos protegen a todas las religiones. Debemos señalar un marco ético de valores universales donde todas las religiones se encuentren cómodas, mientras no entren en contradicción con los derechos humanos. Necesitamos una ética universal.


¿Será que los obispos no comparten algunos valores de esa ética universal?


J. A. Marina.-No creo. Creo que están en una postura de desconfianza. Eso sí, intentando mantener la exclusiva de la educación moral. Pero creo que hay algo más. Una parte importante de los contenidos se daban ya en la asignatura de Ética. ¿Por qué no habían protestado antes? De hecho, hay voces como la Federación de Religiosos de la Enseñanza, que la ven compatible con su proyecto educativo. Creo que es una desconfianza infundada.


¿Qué le parece que los obispos digan que la asignatura impone el relativismo moral?


J. A. Marina.-No puede imponer el relativismo moral porque tiene que defender los derechos humanos, que es un marco ético fundamental y universal, o el de la Constitución, que es un marco ético muy riguroso. Yo les pediría a los obispos que, en vez de enfrentarse, dieran su impulso a esta asignatura.


¿Es malo, como dicen los obispos, que se evalúe la conciencia moral de los alumnos?


J. A. Marina.-¿Cómo no vamos a entrar en la valoración moral? Es que están confundiendo las cosas de tal manera... Debemos fomentar la conciencia cívica de nuestros alumnos. Enseñarles que hay comportamientos buenos y malos, justos e injustos, decentes e indecentes. ¿Qué quieren? ¿La neutralidad ética del sistema educativo? Eso sí que es relativismo moral.

¿Hay en su libro algo que contradiga la doctrina de la Iglesia?

J. A. Marina.-Nada.


¿Y el capítulo sobre la homofobia?


J. A. Marina.-Lo que dice el programa es que debemos fomentar el pensamiento crítico contra prejuicios como el racismo y la homofobia. No está haciendo el elogio de la homosexualidad, no se habla del matrimonio homosexual. Algunos obispos cogen el rábano por las hojas y dicen que al usar la palabra homofobia se está introduciendo una ideología de género. Esto, sin duda, plantea un problema a la Iglesia, que ha fundado toda su moral, en especial su moral sexual, en el concepto de naturaleza en el sentido más biológico. Se sienten preocupados en un tema serio de filosofía ética que es ¿dónde se funda la norma moral, en la naturaleza humana entendida como biología, o entendida como razón? ¿Por qué no debatimos este asunto seriamente?

Pero la Iglesia católica no está acostumbrada a debatir sobre su doctrina.

J. A. Marina.-En este libro, y seguro que tampoco en otros de esta asignatura, no hay absolutamente nada que atente contra la religión cristiana. A no ser que se diga que fomentar el pensamiento crítico es ir en contra de la religión. ¡Claro que debemos fomentar el pensamiento crítico!


¿No cree que los obispos sí consideran que fomentar el pensamiento crítico va en su contra?

J. A. Marina.-Pero no voy a hacer juicios de intenciones, porque en este asunto se están haciendo demasiados.

Pero la Iglesia católica no está acostumbrada a debatir sobre su doctrina. En este libro, y seguro que tampoco en otros de esta asignatura no hay absolutamente nada que atente contra la religión cristiana. A no ser que se diga que fomentar el pensamiento crítico es ir en contra de la religión. ¡Claro que debemos fomentar el pensamiento crítico!


.


¿No le parece que los obispos no comparten algunos de estos valores?


J. A. Marina.-Entonces, allá ellos. Es una oposición que no me explico. Porque no hay materia. Están creando miedo. Están fomentando una especie de sentimiento de victimismo en los cristianos, haciéndoles sentir que existe una campaña contra ellos. Yo no lo pienso. Creo que los cristianos deberían aprovechar esta asignatura para elevar el nivel ético de la sociedad. Sería un modo vigoroso de evangelizar.


¿Les ha influido a los obispos la crispación por los numerosos frentes abiertos con el Gobierno?


J. A. Marina.-En este asunto hemos sido víctimas de una crispación política de más envergadura.


¿Quizá el problema es que por primera vez en la escuela se entra en los temas importantes y actuales?


J. A. Marina.-Sin duda alguna. Los cursos que se daban de Ética eran muy teóricos. Era la Historia de las Teorías Éticas. Ahora vamos a bajar a los problemas muy concretos. Por ejemplo, yo trato el problema de la fidelidad. Es un valor absolutamente necesario para la convivencia. Si haces promesas, las cumples. Necesitamos que los alumnos conozcan qué es lo fundamental para ser un buen ciudadano. La ética empieza con buenos sentimientos y termina conociendo la estructura política donde vivimos y la necesidad de participar en ella.


¿Es defendible la objeción de conciencia a la asignatura?


J. A. Marina.-A mí me parece que quien crea que esta asignatura ofende a su conciencia, hará muy bien en objetar, sabiendo que tienen que justificar su postura. Eso es bueno para el debate social. Pero creo que no van a encontrar absolutamente ninguna razón. Además, deberán pensar que puede afectar seriamente a sus hijos. Si no van a clase, ¿qué van a hacer? No van a tener el título sin aprobar esta asignatura. Y la decisión acabará tomándola un juez, tal vez al cabo de dos o tres años. ¿Cómo se organizará esto? Me parece que hay otros medios jurídicos de protestar sin perjudicar a los chicos. Y animar a los padres para que colaboren en esta asignatura.


Si publican manuales de esta asignatura editoriales católicas, ¿los que están en contra son el sector ultraconservador?


J. A. Marina.-Creo que sí. Ahí se unen tres grupos conservadores muy fuertes: parte del Episcopado, la Concapa y el Foro de la Familia. Tienen todo el derecho a exponer sus opiniones, pero creo que deben hacerlo en un debate abierto. Algunos hablan hasta de perversión de menores.


¿Siente que se está intoxicando?


J. A. Marina.-Claramente, sí. Si ese es el tono del debate... Yo estoy dispuesto a debatir con quien sea con la calma suficiente. Lo que no puedo soportar son descalificaciones ofensivas sin ningún argumento.




Fuente de la Revista Tiempo






viernes, junio 22, 2007

EL CUENTO DE UN "JUAN SINTIERRA" LLAMADO EDUARDO SUBIRATS

Ayer el Filósofo Eduardo Subirats nos contó un cuento, según sus propias palabras. Un cuento sobre Juan Sintiera, pseudónimo adoptado en su día por José Mª Blanco White y posteriormente por Juan Goytisolo. Ayer lo hizo Subirats para contarnos e improvisar un ensayo profundo, denso y provocador. Eduardo Subirats para nada es contestatario. Es precisamente un hombre con las ideas muy claras, pero al romper con la oficialidad, con los moldes preestablecidos desde siglos atrás sugiere una reflexión que trastoca nuestra cotidianeidad, nuestra memoria histórica, la personal y la colectiva, nuestra infraestructura mental. Un lujo que desgraciadamente no nos lo podemos permitir todos los días.


Eduardo Subirats dividió su conferencia en cuatro partes autobiográficas: su etapa española, la europea, la hispanoamericana, y la estadounidense.














Durante siglos nos han estado dando a la sociedad gato por liebre, y ya llevamos demasiado tiempo con los gatos, con los estereotipos creados por el poder económico, la burguesía y el catolicismo.
Nos dibujó la geografía de nuestra historia española, con nuestros complejos, con el clima asfixiante creado desde los Reyes Católicos, con la tergiversación, con la sumisión, con nuestros silenciadores y silenciados de ahora y de antes en todo un contexto desde el siglo XV hasta la actualidad. Nos habló de la obsesión enigmática del ser humano por colonizar, por destruir las raíces de las diferentes culturas, y lo que es aún peor, la propia.
Eduardo Subirats habló con claridad que habíamos insistido durante siglos en tratar de borrar nuestra memoria colectiva, la que nos dio realmente una identidad como país, o como cultura hispana, y ese lastre lo hemos ido arrastrando hasta la Transición Política, Juridica, Económica del Posfranquismo, pero sin reparar en hacer una verdadera y necesaria Transición del Pensamiento, una Reforma del Pensamiento, que muchos han ido a buscarlo en la movida madrileña de Almodóvar-un puro entretenimiento para la sociedad- en la II República, en la Guerra Civil del 36, en la Generación del 98. Miren por donde nuestras verdaderas raíces desde donde podemos llegar a construir nuestro futuro, aseveró Subirats, no está en Unamuno, en Ortega y Gasset, ni siquiera en el llamado Siglo de las Luces, pues no fueron “Luces” precisamente para España.




El gran medievalista y ensayista Américo Castro, fallecido en 1.972

















Esas raíces traspasan el año de 1.492 (meseta llamada del comienzo de la modernidad), sino que hay que retrotraerse hasta la época medieval judeizante y hebraica, que iría desde el siglo XII hasta el XIV. De ello se encargó de denunciarlo el gran pensador Américo Castro. De denunciar que lo posterior a estos siglos fue de nuevo esa neurosis por desenraizar nuestros orígenes espirituales, como españoles .Entonces Subirats se encargó de recuperar para los presentes la figura del murciano Ibn Arabí, desconocido por el gran público. Ésa época fue la del verdadero Renacimiento español.

Luisa Isabel Álvarez de Toledo durante la presentación en el Salón de Embajadores del Palacio Ducal de Medina Sidonia en Sanlúcar de Barrameda












Durante los siglos posteriores ha sido todo una continua decapitación del pensamiento liberal, crítico, analista. Como ya hemos indicado no fue 1.492. Más tarde vendría Cervantes y su Quijote, ninguneado por la oficialidad imperante en el absolutismo borbónico. Tendrían que ser los alemanes los que el siglo XVIII recuperaran al Cervantes sutil y cronista de la época que vivió España en el XVI-XVII, simbolizado en un Quijote que una vez más el nacional catolicismo se encargaría de manipular. Era el Quijote de Cervantes un símbolo de la decadencia, del fracaso del Imperio español, aunque ya se encargarían de utilizarlo en los siglos posteriores, la conciencia oficial, como un icono que nada tenía que ver con el Quijote cervantino.

El Juan Sintierra de Subirats, autobiográfico, que compartió su improvisado ensayo filosófico con un público atónito siguió dando claves del devenir de nuestra reflexión crítica, apoyándose esencialmente en tres autores con la clarividencia del análisis de nuestro pasado: Blanco White, Américo Castro y Juan Goytisolo (tres exiliados). Subirats se marchó de España asfixiado, pero en su conferencia nos dio las llaves para salir, siendo primero conscientes, del oscurantismo que nos ha venido acompañando a la sociedad española durante siglos.

Manuel J. Márquez Moy


















jueves, junio 21, 2007

SE PRESENTÓ EL LIBRO “EL ABANICO DE NÁCAR” ANTE UN NUMEROSO PÚBLICO



La razón de la asistencia masiva en el día de ayer a la presentación del último libro de Paco Márquez Hidalgo en las Bodegas Caydsa pudo deberse a muchas circunstancias. Se me ocurre que la primera de ellas pudiera deberse al cartel que componía dicha presentación: un Narciso Climent siempre seguido por un grupo numeroso de incondicionales por su trayectoria y su buen hacer, un Luis García Garrido, Viceconsejero de Obras Públicas de la Junta de Andalucía, perseguido por todos, propios y extraños, por su gran profesionalidad y calidad humana, tan escasa en la clase política, Paco Márquez (un quevedesco a la nueva usanza), e Irene García, la nueva Alcaldesa que asistía a su primer acto cultural como primera Regidora del Ayuntamiento y que va dando testimonio del aire fresco que se respira en la ciudad desde el 27 de Mayo.

En definitiva, dejémonos de disquisiciones. La cuestión era la presentación de un libro necesario en estos tiempos de tanta pala y ladrillo, para volver la mirada a un capítulo importante de la Historia de Sanlúcar de Barrameda. A estas alturas, con el acto de ayer, quizás muchas más personas sepan ya quién fue Pepita Tudó. De eso trata el libro. Quizás como dijo Paco Márquez se trate más bien de una biografía novelada con dos protagonistas claves: la citada Pepita Tudó y Manuel Godoy.


Narciso Climent hizo una exquisita exposición didáctica sobre el contenido del libro y el estilo del autor extremeño afincado en Sanlúcar













Sobre el libro y su estilo literario habló el Catedrático Narciso Climent que en su intervención encuadró el trabajo dentro de las novelas históricas, tan de moda hoy día. Pero con el aditamento especial de la picaresca española representada en la figura de Josefa Tudó. No en vano, es ella la que habla en primera persona sobre sus Recuerdos de su vida licenciosa, nacida de la necesidad junto a sus hermanas y su madre Catalina de salir de la pobreza, del hambre, utilizando las artimañas al alcance de sus manos y su cuepo para coquetear nada más y nada menos que con la Corte de principios del siglo XIX. Allí se encontró con Manuel Godoy y la mediocridad aristocrática de la época.

Se rumorea desde hace tiempo, aunque con escasa documentación, que Pepita Tudó vivió en Sanlúcar de Barrmeda. Concretamente en una casona que estaba situada hasta hace poco en la Calle Delcalzas, y calle Misericordia. Algunos autores se inclinan por afirmar que probablemente fue una casona que utilizaba para pasar largas temporadas. En honor a la verdad es casi normal que Pepita no aparezca en archivos de ese periodo, pues su vida tan escandalosa para la época que le tocó vivir no le dió ese protagonismo para aparecer su nombre en legajos de aquel tiempo, aunque se codeara con Goya, Godoy, Cayetana de Alba, Carlos IV, o Leandro Fernández de Moratín.


De izda. a dcha. en la imagen Paco Márquez, el autor, Irene García, Luis García Garrido, y Narciso Climent.













Tuve ocasión con su último propietario, el entonces ya octogenario Julio Hidalgo de visitar la casa y hacer un documental sobre ella en 1.997, en la Serie de TV “Sanlúcar, paso a paso”. Julio, ya fallecido, me enseñó una casa abandonada pero con aires de haber tenido una floreciente vida en tiempos atrás. Muebles desvencijados, dormitorios con cuadros y fotografías carcomidas por la humedad. Un jardín selvático. Julio era consciente de la importancia del inmueble, incluso porque fue su casa desde niño y me recordaba sus memorias cuando su madre y sus hermanos se escondían bajo la mesa de la cocina cuando la Guerra Civil llegó a Sanlúcar.
De todos modos, aun siendo pocos los documentos de aquélla época del XIX hacen pensar que la Tudó anduvo por Sanlúcar y se hospedó en esa casona.



Casi todo el nuevo Equipo de Gobierno estuvieron presentes en el acto. En la imagen, Mª José Valencia, Inma Muñoz, Rafael Louzao y Juan Pérez Vega











El contexto de la prsentación de este libro se sitúa en las labores del Centro de Rehabilitación de Viviendas que la Junta de Andalucía tiene en la calle Mesón del Duque. Y con este libro se pretendía transmitir a los habitantes de Sanlúcar de Barrameda la importancia de la conservación del casco histórico, porque queramos o no, está asociado a historias que se prestan hoy día a la literatura, como el caso de “El abanico de nácar”, pero también a la Historia con mayúsculas de esta tierra, que ha venido guardando celosamente su memoria entre las callejuelas de la calle Cuna, o la calle Cristo de las Aguas, o la Fuente Vieja. El conocer esta historia y su vinculación a nuestro patrimonio, a nuestros antepasados, y a nuestros presentes, a las personas que hoy habitan esas casonas, casas de vecinos, o viviendas modestas contribuiría a la felicidad de todos. Aunque para eso, como bien señaló Luis García Garrido, hay que procurar y luchar no sólo por conservar ese patrimonio y rehabilitarlo, sino conseguir que la gente que lo habitan sean también felices en esos mismos lugares donde nacieron y han vivido desde su infancia o juventud. Y esa felicidad se consigue incorporando comodidades para personas de cierta edad, para los comercios, para la juventud, para que no huyan del casco histórico, sino que vean esos espacios incluso como zonas privilegiadas de la ciudad.

La Alcaldesa se comprometió en seguir en esa línea de recuperación y evitar las demoliciones, al igual que criticó con severidad tanto vandalismo inmobiliario Narciso Climent, harto, al igual que tantos de que el ladrillo mantenga esa batalla contra la cultura.


Leer “El abanico de nácar” puede ayudarnos a entender ese mensaje y a crear vínculos emocionales con la historia y los edificios históricos de nuestra ciudad y con su gente.

Manuel J. Márquez Moy











miércoles, junio 20, 2007

JUNTA DE ANDALUCÍA Y EL PUERTO DE SEVILLA PARTICIPAN EN UN DELICADO ESTUDIO DE LA ACTIVIDAD HUMANA SOBRE EL ESTUARIO DEL GUADALQUIVIR

El estudio durará 30 meses, las obras de la
ampliación del Puerto de Sevilla comenzaron en
el 2.005.




En total serán 42 los investigadores participantes pertenecientes a las disciplinas de Ciencias Marinas, Químicas y Ambientales, Física Aplicada, Biología Vegetal, Veterinaria o Paleontología.

La Junta de Andalucía colabora en la puesta en marcha de un proyecto de investigación impulsado por la Autoridad Portuaria de Sevilla denominado “Propuesta metodológica para diagnosticar y pronosticar las consecuencias de las actuaciones humanas en el estuario del Guadalquivir”, un estudio que dará como resultado no sólo un análisis de la situación actual de este ecosistema como consecuencia de los cambios naturales y los impactos de la actividad humana acumulados en el tiempo, sino también permitirá realizar un pronóstico de su evolución tanto por los procesos naturales como por las actividades del hombre (navegación, agricultura, urbanismo, acuicultura,…), en especial en su influencia en el área de Doñana. Este estudio está financiado por la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa con una cuantía de casi dos millones y medio de euros (2.478.241 euros), a través de una subvención excepcional concedida a la Autoridad Portuaria de Sevilla y en el marco del Plan de Innovación y Modernización de Andalucía (PIMA).







El Guadalquivir en su desembocadura en Sanlúcar de Barrameda, lugar donde se desarrollarán estos estudios por la Autoridad Portuaria.











Son muchas las situaciones que confluyen en una desembocadura esquilmada por marineros sin reparos y una gran cantidad de oportunistas.














El proyecto tiene como objetivo establecer un modelo de funcionamiento del estuario del río Guadalquivir con la recogida de datos que mejoren la gestión integral de esta parte del río. Con esto se pretende, según se desprende de la nota facilitada por la Junta, determinar de una vez por todas la situación en profundidad del estuario del Guadalquivir. Sin embargo, estos casos hay que tomarlos con cierta cautela, porque aunque contribuyan a conocer a fondo la situación, después hay que contar con los imprevistos que la propia naturaleza del agua impone.


Tantos años de investigación del Profesor Carlos Fernández Delgado, le permitió junto a dos compañeros más descubrir para la ciencia en el año 2.002 en los caños de las Salinas de Sanlúcar una nueva especie: el Aphanius baeticus, conocido popularmente como Salinero










Esperemos que esto no quede en un mero lavado de imagen ante las posibles consecuencias de la ampliación del Puerto de Sevilla con las esclusas incluídas. Una vez más no hemos sido los sanluqueños conscientes de la magnitud de esta situación a la que se ha llegado, con lo que suponen los constantes dragados y la manipulación o "manejo" que se va a hacer del medio. A esto hay que añadirle el Estudio de Impacto Ambiental próximo a realizar para la ubicación del Puerto Deportivo de Sanlúcar. Vuelvo a repetir que los límites a todas estas actuaciones los va a poner la propia Naturaleza que reaccionará quizás de manera imprevista y el caladero tampoco está, y para nada estoy siendo catastrofista, para mucho jaleo.



Aún así se considera una herramienta que se ejecutará de manera casi exclusiva en el ámbito del área europea, que se supone asegurará la adecuada toma de decisiones de gestión dentro del ámbito de la Directiva Marco del Agua. Esta experiencia permitirá, entre otras cuestiones, abordar la evolución de los efectos sobre los ecosistemas de Doñana de las obras de dragado incluidos en el Proyecto de Actuaciones de Mejora en Accesos Marítimos al Puerto de Sevilla, y ofrecer una respuesta acerca de la magnitud de dichos efectos.De todos modos insisto mucho en que hay que estar bastante cautelosos ante los resultados que se vayan derivando de estos estudios y análisis.



Uno de los grandes impulsores de que se haya conseguido al menos hacer estos estudios minuciosos de manera casi continua ha sido el Profesor Carlos Fernández Delgado, de la Universidad de Córdoba, que ha dedicado bastantes años a investigar toda la desembocadura del Guadalquivir, incluso con escasos recursos prestados por el Ayuntamiento de Sanlúcar de Barrameda, teniendo que vivir en una barca en medio del río, por no tener suficiente presupuesto para alquilarse una casa.


En tiempos intenté por todos los medios mediar con uno de los tantos Delegados de Medio Ambiente "fantasmas" que han pasado por este Ayuntamiento, sin que le dedicaran la más mínima atención, cuando lo único que pedía era una casa en la Colonia de la Algaida para guardar enseres y resultados de sus análisis.

Ha sido, desde 1.992 uno de los que advirtieron seriamente de las consecuencias de las Esclusas del Guadalquivir y de la ampliación del Puerto hispalense, pero pocos lo han escuchado y muchos los que han mirado para otro lado.




Ahora no queda más remedio que ampararse en estos estudios para garantizar en cierto modo la conservación del caladero de Sanlúcar.





Manuel J. Márquez Moy

lunes, junio 18, 2007

PLENO DE INVESTIDURA POR BULERÍAS





La media mañana se presentaba expectante como pocos Plenos de Investidura se habían vivido en la Democracia que ayer estuvo de cumpleaños, 30 años ya desde las primeras elecciones generales. El Auditorio de la Merced era un hervidero, pues no se cabía. Se ultimaban todos los detalles para que todo saliera lo mejor posible. El ambiente era distendido, la gente estaba de fiesta. Se presagiaba un Pleno apasionante cuando Manuel Chaves, acompañado de Irene García hacían acto de presencia entre vítores y aplausos. El Presidente de la Junta de Andalucía y otras autoridades habían venido a respaldar a la benjamina de la familia socialista que hoy tomaba posesión del cargo en Sanlúcar de Barrameda, mientras en centenares de poblaciones se celebraban los mismos actos para la investidura de los alcaldes y alcaldesas de las instituciones municipales. Pero Chaves quiso estar con la “reina de la casa del pueblo” que hoy iba a ser proclamada alcaldesa.Comenzado el Pleno Extraordinario con los protocolos de la mesa de edad dirigida por Mariuca Cano Olivera (PSOE) y tras jurar todos los concejales el cargo se pasó a las votaciones para las candidaturas que se presentaban: Manuel Mª Gil (IU), José Luis Cuevas (AS), Juan Marín (CIS), Antonio Prats Rivero (PA), Laura Seco (PP) e Irene García Macías (PSOE).


Víctor Mora en su intervención como Prtavoz del PSOE.






Irene García consigue la mayoría, no sólo con los votos pactados con CIS, sino que se sumaron también los votos del PA, detalle que agradeció el público. Prats quiso con este gesto quitarse la espina y corregir el haber apoyado en su día al PP para que entraran por primera vez en el Gobierno Municipal.Comentar la bronca significativa especialmente hacia el concejal del PP Rafael Rubio al jurar su cargo como concejal, al que se le ha venido reprochando su actitud dictatorial en su gestión al frente del Gobierno Municipal. Detalle que muchos desaprobaron, aunque se entendió por parte del otro sector del público que murmuraban “que se lo tenía merecido”.Llegó el momento apoteósico cuando Irene García recibe el bastón de mando de la Alcaldía entre palmas por bulerías, que yo no recordaba desde –permítanme la comparación- desde los tiempos de Paco Ojeda cuando se presentaba en algunas Plazas de Toros.


Juan Marín explicó especialmente las razones de su pacto de gobernabilidad con el PSOE
















Era el turno ahora de los portavoces de cada partido político, que había pactado una duración de unos 5 minutos cada uno. José Luis Cuevas, socio de Gobierno con el PP durante la legislatura recién terminada lo tenía difícil. Tanto es así que intentó de justificar lo injustificable, con un semblante serio, expuso que había sido una legislatura difícil por la falta de liquidez económica cayendo en una pura contradicción al estar ahora en la oposición, cuando siempre mantuvo que las cuentas se iban saneando. Manuel Mª Gil (IU) estuvo en un tono gris, cumpliendo con el puro trámite de su intervención protocolaria.Llegaba el turno de Juan Marín (CIS), que mantuvo su discurso de etapa ilusionante y de apoyo a la nueva alcaldesa para la normalización del gobierno de la ciudad para no seguir en el vagón de cola de la comarca, citando proyectos importantes para la población que son de vital necesidad haciendo hincapié en la auditoría externa del Ayuntamiento.



La intervención de la ex alcaldesa Laura Seco estuvo llena de cinismo, por lo que fue interrumpida en varios momentos de su alocución












Antonio Prats estuvo en su línea reivindicativa, insistiendo en la Escuela de Hostelería y el Centro de la ITV para Sanlúcar de Barrameda, además de aprovechar la ocasión para dirigirse a Chaves, y recordarle el cumplimiento de la promesa de la Junta de Andalucía de que se consuma el proyecto del Puerto Deportivo, y no de un muelle de amarre.Laura Seco, la Alcaldesa saliente tuvo también una alocución llena de interrupciones por parte del público, apelando al respeto democrático, pero el público demostró no estar de acuerdo con su discurso lleno de cinismo y vacío de contenido. Aun así Irene García, que dirigía su primer Pleno pidió y rogó silencio a los asistentes.Por último llegó el turno de Victor Mora, como portavoz del PSOE, que aclaró que había sido difícil hacer un programa electoral sabiendo la situación caótica del Ayuntamiento, por lo que, según explicó, en la campaña no habían querido hacer promesas faraónicas hasta no tener certeza de la situación real de las arcas municipales.



Irene García, tras el pleno, con su hija Alicia en brazos y el bastón de mando














Recordó la reducción en los gastos de sueldos de Alcaldía y la eliminación de 40 cargos de confianza.Irene García pronunció, ya como Alcaldesa un discurso valiente, realista, ilusionante y lleno de medidas progresistas para el cambio de la ciudad. Insistió en la recuperación del casco histórico como base del turismo de la ciudad, la construcción de viviendas sociales, apeló a la ayuda de los propios trabajadores del Ayuntamiento, con los que se reunirá el lunes para crear un calendario para ir solucionando el conflicto laboral e insistió que la ciudad la debían diseñar y construir con la participación activa de todos los ciudadanos a través de los diferentes Consejos, recordándole a Manuel Chaves que también sería reivindicativa por los intereses de la ciudad anteponiéndoles si llegase tal extremo a los de las ideas del partido. El público escuchó con atención un discurso bien hilvanado, lleno de un gran contenido social, de primar los intereses de todos y cada uno de los ciudadanos, recordando que era ese el sentido de la Administración Pública “estar al servicio del ciudadano y no al contrario”.Finalizó con unas emotivas palabras dirigidas a su familia y marido y a su propia hija de casi 1 año, lo que provocó el entusiasmo del público qque estaba totalmente entregado con la nueva Alcaldesa para Sanlúcar de Barrameda. Pareció como si Sanlúcar hubiera suspirado tras ocho años de desaliento.El reparto de las Delegaciones se harán públicas el Lunes, pues la dejadez y el abandono del Gobierno saliente de PP-AS no ha permitido preparar la campaña de playas y otros muchos compromisos con las fiestas veraniegas tradicionales.








Manuel Chaves, Presidente de la Junta de Andalucía, en dos momentos del acto en el Auditorio de la Merced. (abajo) Posa para la prensa con la hija de Irene en brazos. Arriba escucha con entusiasmo a su joven pupila en el discurso intenso de la nueva Alcaldesa.

Manuel J. Márquez Moy




























viernes, junio 15, 2007

LA HISTORIA DE UN FORO

Era allá por el año 2.005 cuando me hablan por primera vez de un Foro sobre política de Sanlúcar de Barrameda. Pensé que otro foro más. Pero dentro de lo caótico que me pareció en aquél tiempo, yo incluso me negaba a participar ni con pseudónimo a pesar de la insistencia de ciertos amigos. Me hablaban de que Furlock era el promotor del Foro. Un joven alemán que había residido al parecer en Mallorca. La primera pregunta que se le viene a la mente a uno es cómo se financia ese foro. Había distintas respuestas. Se habían comenzado reuniones en la casa del tal Miguel Furlock, que era de profesión fotógrafo. Algunos me comentaban que presuntamente la idea de este joven era crear como una especie de buscador, tipo Google, y otros tantos me contaban las más variopintas y esperpénticas situaciones en torno al foro.
El foro, llamado Reporteros tv terminó por hacerse popular y tener un índice de participación numerosa. Se discutía de todo un poco, siendo el conflicto de la huelga que hubo en Sanlúcar entre los sindicatos y el Equipo de Gobierno su época dorada y el período preelectoral y electoral para las pasadas elecciones municipales de Mayo de 2.007.
Mientras tanto se especulaba en la calle quién era Miguel Furlock. El espíritu de llegar a conocer qué había tras el foro, me condujo a encontrar cierta colaboración para ir despejando posibles dudas. Encontré que Miguel Furlock era el pseudónimo de un tal Michael Karl Adolf Amrhein.
Y que tenía varios foros en internet. Almas tv, Fotografía, donde se hacía llamar el fotógrafo Zen. Hasta ahí nada anormal. Un joven inquieto por el mundo virtual y la fotografía y ciertos asuntos místicos. Mi sorpresa es cuando me encuentro en uno de estos foros lo siguiente:

"Re: Estos rusos... que ganas de conocerlos

Hola Michael Karl Adolf Amrhein.Que tal te va en tu nueva vida en Cadiz. Has vuelto a cambiar de identidad, ahora te haces llamar Miguel Furlock. ¿Saben ya tus "amigos" que eres un estafador, mentiroso compulsivo y enfermo mental?Te crees mas listo que los demás y sin embargo eres un descuidado, dejas pistas muy claras y fáciles. Pistas que la Guardia Civil ha seguido desde hace bastante tiempo. Solo estamos esperando una cosa. y esta a punto de llegar.Recuerdos de tu novia.Ahora nos toca a nosotros. y estamos listos.
function msghref(nMsg) {
document.write('}




Respuestas (1)

Estos rusos... que ganas de conocerlos - Miguel Furlock - 1/01/2006 10:10
Check("1/01/2006 09:10");


» Re: Estos rusos... que ganas de conocerlos « - Pepe Furlock - 28/05/2006 21:58
Check("28/05/2006 19:58");


Nuevamente denunciados - Miguel Furlock - 29/05/2006 07:19
Check("29/05/2006 05:19");"





Tras toparme con esto comprenderán que me sorprendió, y más cuando siguiendo ciertos hilos de sus foros, ya en desuso, veo que Miguel Furlock hace un recorrido desde Mallorca a otros lugares hasta que llega a Sevilla, a la Sierra de Cádiz y desemboca en Sanlúcar de Barrameda. Evidentemente muy legítimo todo. Pero la mosca de la acusación de la presunta estafa no dejaba de sorprenderme. En fin, seguimos hacia delante participando yo ya en el Foro siempre con mi nombre y apellidos verdaderos, para bien o para mal, como siempre decía, donde aceptaba cualquier crítica excepto la difamación desde el anonimato. Nunca quise mantener ningún tipo de relación amistosa con Miguel Furlock, por nada especial. Y así lo he mantenido hasta hoy. Fue cuando empezó a llamarme la atención también, no sólo mía, sino de muchos ciudadanos que me comentaban la actitud arrogante del internauta alemán y la queja de estos mismos porque les daban la sensación de que se presentaba ante Sanlúcar de un modo mesiánico. Nada de eso es reprochable. Cosas de la naturaleza humana de cada uno.

Algo curioso es cómo hasta hace pocos días el recuadro de arriba estaba presente en ese foro, desapareciendo tales mensajes que llevaban desde mayo del 2.006, como se puede apreciar y justamente el pasado 7 de Junio de este año de 2.007 aparece un mensaje suyo que dice lo siguiente:


"Apreciadas amigas y amigos:Desgraciadamente estoy en una fase que no me permite dedicarme a la renovación y actualización de la página. Tengo al menos cuatro grandes bloques nuevos (unas 200 imágenes) por integrar y también un cambio referente a la representación para Europa. Y no me da tiempo.Lo siento muchísimo. Espero que para noviembre/diciembre tenga un poco más de espacio de maniobra personal. Ahora no me queda apenas y voy al límite. Es un año de muchísimo trabajo, eso de darse a conocer en estos lares es exigente.Gracias por su paciencia.Miguel Furlock
function msghref(nMsg) {
document.write('}



Respuestas (0)

» No tengo tiempo para actualizar la página « - Miguel Furlock - 7/06/2007 13:57
Check("7/06/2007 11:57");"





Se puede observar la fecha del 7 de Junio de 2.007. ¿Por qué no había borrado Miguel Furlock antes los mensajes que podían comprometerle?. ¿Por desidia?. ¿Por despiste?.
¿Por qué no escribe ese mensaje de despedida a sus foreros hasta Junio de 2.007?. ¿Es cierto que buscó financiación en ciertos partidos políticos de Sanlúcar para su proyecto? ¿Por qué su nerviosismo cuando se le dijo que estaba trabajando para el CIS (grupo político de Sanlúcar) en la pre-campaña electoral, abandonando incluso esa actividad?. ¿Esconde algo Miguel Furlock con el Foro?. Lo que sí ha sido patente es su megalomanía en su línea, su excentricismo. No hay que negarle que ha abierto una posibilidad para que los sanluqueños tuvieran otra alternativa más para expresarse. El final de este bosquejo ha sido mi expulsión del Foro de Reporteros tv, al parecer por una pregunta indiscreta o fuera de lugar, lo que me ha costado la censura. Ahora sí, el derecho a réplica en su medio, en su foro, es un derecho que debe cumplir si realmente se atiene al código deontológico.


Manuel J. Márquez Moy

jueves, junio 14, 2007

LA MINISTRA DE CULTURA PROPONE LAS MEDALLAS DE ORO AL MÉRITO EN LAS BELLAS ARTES

La Duquesa de Medina Sidonia entre los galardonados, junto a su gran amigo Paco Ibáñez, el torero Enrique Ponce y Ana Belén.

Según nota remitida por el Ministerio de Cultura el Galardón anual a las figuras o entidades más destacadas por sus servicios de fomento y difusión del arte, la cultura y el patrimonio artístico ha sido aprobado por el Consejo de Ministros, a propuesta de la ministra de Cultura, Carmen Calvo. Las Medallas de Oro al Mérito en las Bellas Artes del año 2006, que se entregarán en 2007 distinguen a las personas y entidades que hayan destacado en el campo de la creación artística y cultural o hayan prestado notorios servicios en el fomento, desarrollo o difusión del arte y la cultura o en la conservación del patrimonio artístico, según dice textualmente la nota informativa.
Creadas mediante decreto en diciembre de 1969, el acto de entrega, que corre a cargo de SS.MM. los Reyes, tuvo lugar en el Museo del Prado de Madrid hasta 1992, año en que se decidió descentralizar la ceremonia y realizarla en las diferentes comunidades. Desde entonces se han celebrado en la Comunidad Valenciana (Valencia, 1992 y 1999), Canarias (Santa Cruz de Tenerife,1993 y Las Palmas de Gran Canaria, 2005), Extremadura (Mérida, 1994 y Cáceres, 2004), Andalucía (Granada,1995 y 2002; Sevilla, 1997, Cádiz, 2001 y Córdoba, 2006), Castilla y Léon (Ávila, 1996), Galicia (Santiago de Compostela, 1998), Madrid (El Pardo, 2000).


Los galardonados este año son:
Francisco Ibáñez Gorostidi (Paco Ibáñez). Cantautor. (Valencia, 1934). Ha pasado buena parte de su vida en París, donde se exilió su familia después de la Guerra Civil. Aunque realiza estudios de violín, inmediatamente cambia este instrumento por la guitarra. A principios de los años 50 descubre en París la música de Georges Brassens y Atahualpa Yupanqui, referencias esenciales siempre citadas por él, así como a Leo Ferré y todo el movimiento existencialista. Sus conciertos en el Olimpia de París le han convertido en un músico de culto en Francia. Paco Ibáñez ha puesto música a algunos de los poetas más importantes, como García Lorca, Góngora, Celaya, o Alberdi, hasta el punto que sus discos son utilizados por los profesores de Lengua y Literatura como material pedagógico; Tomás Llorens Serra. Historiador del Arte, Juan Navarro Baldeweg. Pintor y arquitecto, Concha Cirujano Gutiérrez. Arqueóloga restauradora.
Soledad Sevilla Portillo. Pintora, la Actriz Nati Mistral, Matilde Coral, Fosforito, el Director de Cine Bernardo Bertolucci, Enrique Ponce, Manolo Molés, Ana Belén, el grupo Medina Azahara, y un largo etcétera.






Carmen Calvo y la Duquesa entre los estantes del Archivo Ducal de Medina Sidonia










Es de destacar que en España es la primera vez que recibe un premio Luisa Isabel Álvarez de Toledo desde una institución pública del Gobierno, algo inusual cuando lo que se han dedicado durante decenios es a tratar de arrebatarle el Archivo Ducal. En esta decisión de premiarla muy probablemente haya influído la visita que este año realizó la propia Carmen Calvo al Palacio Ducal, quedando gratamente sorprendida por el celo con el que la Duquesa de Medina Sidonia víene realizando las labores de conservación del Archivo y el patrimonio del mismo Palacio en Sanlúcar de Barrameda.


Manuel J. Márquez Moy






·

lunes, junio 11, 2007

J. J. BENÍTEZ, UN HOMBRE INCÓMODO EN UN PLANETA ENCANTADO



J. J. Benítez en el Nilo Azul (foto cedida por su hijo Iván)









J. J. Benítez (Pamplona, 1946), nació para lo que hace. Cada día estoy más convencido. Es un incansable investigador. Investiga cada grano de arena, cada estrella, hasta la poesía del mar, pero lo suyo está más que claro: investigar. Pero para investigar hace falta cualidades. No todo el mundo investiga en condiciones. Bueno, hasta cierta edad infantil, casi adolescente, tenemos la capacidad innata de investigar, de hurgar, de meter las narices y las manos en todo aquello que se ponga al alcance de nuestra vista, como hace Alaín, el nieto de algo más de tres años de J. J. Benítez, que ahora lo escudriña todo.

Aunque con el tiempo esa cualidad innata nos la van anulando, o inclinando hacia modales acordes con la convivencia social –eso dicen- y, según sean los encargados de tamaña tarea así nos vamos formando como personas. De todos modos hay algunos individuos que no olvidan esa capacidad y continúan investigando toda la vida. Tanto es así que J. J. Benítez investiga hasta su propia muerte, y de ello ya ha escrito algún que otro libro. ¿Y qué cualidades hay que tener para ser un investigador?. Intuyo que muchas. Últimamente se escuchaba mucho aquello de que lo importante era saber “dónde está la información”. A lo que yo le añado que lo importante es saber “qué hacer con toda esa información”.


Y Juan José Benítez maneja mucha información; datos que asocia y relaciona después de largas meditaciones. Podrá en ciertos momentos utilizarla legítimamente para novelar algunas historias. O para proporcionar datos que rompen esquemas mentales de muchos de los que habitamos este singular Planeta, con los que este investigador zarandea atrofiados pensamientos que sólo reaccionan en limitadas ocasiones. Y no es que él sea el listo e inteligente y los demás torpes, o los que tenemos la inteligencia fracasada, que diría José Antonio Marina.

J. J. Benítez en ningún momento le he escuchado hacer proselitismo de sus conclusiones. Uno las lee, las medita y las acepta o rechaza. Eso es tener criterio propio ante las cosas que vemos, oímos o escuchamos. Pero ese pensamiento unico que impera en esta sociedad, hace que muchos se sientan incómodos ante las tesituras o determinaciones que este navarro expone.

Cierto es que uno tiene la responsabilidad a la hora de informar, y más si se es Periodista profesional, como es el caso de Benítez. Aunque él está tratando hace décadas de entrar en terrenos poco ortodoxos y molestos para la oficialidad, para el lenguaje políticamente correcto, con lo que se crea bastantes enemigos, lo que le convierte en un personaje incómodo para cierta gente. Yo debo reconocer que no soy un seguidor acérrimo de J. J. Benítez, pero me gusta que estimule mi pensamiento con sus cábalas y escritos. Quizás no entre dentro de los parámetros de lo considerado científicamente correcto, pero eso no le debe limitar a explorar otras posibilidades para entender este mundo, ni nadie creo que deba censurar esa actitud ante la Vida que ha elegido Benítez.

Le conocí en 1.999 y realizamos un exitoso programa de TV, titulado “VIDAS OCULTAS”. Y J. J. Benítez tenía ante sí a un presentador y un entrevistador escéptico donde los haya (aunque más bien nunca me había preocupado mucho de estos asuntos), aunque siempre abierto a cualquier posibilidad de entender y comprender el éxito que venían cosechando sus trabajos desde hacía muchos años. Acababa de llegar de Chipiona, de estudiar un posible caso de presencia de humanoides, algo ya casi natural en él. Tuvimos una avalancha de llamadas al programa de testigos de casos extraños de la comarca de Chipiona, Doñana y Sanlúcar de Barrameda. Últimamente se siguen estudiando la predisposición de la mente para de ciertas personas para observar ciertos sucesos paranormales, aunque eso será tema para otra ocasión.

Desde aquel programa puse mayor atención a todos estos fenómenos que me parece que se oculta a la población en general. Hay muchos que se han aprovechado de este género de investigación y lo han deformado y desvirtuado. De todos modos me preocupo de ponerle mucho sentido crítico a estas cuestiones, como ante todo lo que se me presenta en esta vida. Hace años que le acusaron a Benítez de haber plagiado “El Libro de Urantia”, donde él reconoció en su día haberse inspirado para escribir “El Caballo de Troya” que tanto entusiasmó en el año 1.984. Ya han pasado muchas cosas desde entonces y lleva más de 50 libros escritos para que todo lo haya inspirado un solo libro.

En el año 2.005 fue todo un acontecimiento la publicación de la séptima parte de “El Caballo de Troya”: NAHUM, donde nos narra la vida pública de Jesucristo. Anteriormente pasó por TVE con la serie “Un planeta encantado”, donde había recorrido un buen número de países para mostrarnos-no demostrarnos- sus ideas y expresiones humanas y no humanas que se reflejan en los rincones del Planeta que requieren una explicación científica. Pero sin duda el trabajo incansable de Juan José Benítez, y no olvidemos el de su encantadora y sencilla mujer Blanca Rodríguez y su hijo Iván Benítez, merecen que le dediquemos un largo rato el beneficio de la duda a las cosas extrañas que ocurren en este Planeta.


Blanca Rodríguez, compañera de aventuras y mujer de Benítez en uno de los tantos viajes por el Planeta


Recorrí después de aquel programa que hicimos juntos en TV en 1.999, coordinado por el propio Benítez, visité muchas casas de sanluqueños que habían llamado porque estaban aterrados por cosas extrañas que les habían ocurrido en sus vidas, -y no todos tenían problemas psiquiátricos-, que viven con el temor de contarlas por aquello del qué dirán. Al contrario, muchos contaban cosas interesantes, pero entonces empezó la odisea del rodaje de TVE de Benítez el 11 de Septiembre de 2.001 en Turín (curiosamente el fatídico día de los atentados a las Torres Gemelas de Nueva York). La serie se emitió felizmente, se publicaron interesantes libros basados en la misma y se editó en DVDs. Ahora se han vuelto a reeditar por la editorial Planeta. Se editó también la octava parte de la saga de “El caballo de Troya”: JORDÁN , y hace unos pocos meses se ha publicado su último libro “El hombre que susurraba a los Ummitas”.

Curiosamente ha dejado escrito la última parte del “Caballo de Troya”, habiéndola depositado ante notario. No olvidemos que J. J. Benítez después del rodaje intenso de la serie el "Planeta encantado" sufrió un grave problema cardíaco y que en la operación quedó casi clínicamente muerto, aunque se recuperó. Desde entonces cuida bastante de su salud y selecciona minuciosamente sus actividades.

De todos modos todavía estamos estudiando casos y cosas que ocurrieron y ocurren en esta zona de Sanlúcar de Barrameda, Doñana, Chipiona y Rota.


Manuel J. Márquez Moy

domingo, junio 10, 2007

ISIDRO GARCÍA DEL BARRIO AMBROSY, UN SABIO QUE SE APASIONABA CON LA VIDA





Isidro García del Barrio, en su casa de Sanlúcar durante la serie que hicimos en 1.994 "Al encuentro del hombre" y trabajando en su despacho, aunque la mayoría de sus trabajos eran en el campo.(pulsar en las fotos para ampliarlas)
















Estos días me ha dado por recordar a personas que se fueron. Cada uno te produce un vacío distinto, un dolor diferente. Una de las personas que más sentí fue la de todo un sabio para mí, todo un erudito. Jerezano, casado con sanluqueña, Isidro García del Barrio Ambrosy (1.924-1.996), fue para mí todo un descubrimiento como profesional y como persona. Ha sido el mayor y mejor maestro en Geología que he tenido. Porque como él decía, los buenos maestros son aquéllos que te enseñan a estudiar una materia no para un curso, sino para toda una vida.
Él tuvo la fortuna de tener otro sabio como profesor, D. Juan Gavala Laborde, uno de los mejores geólogos que hemos tenido en el siglo que se nos ha quedado atrás. Juan Gavala estudió minuciosamente toda la geología española e indicó que las provincias o regiones más difíciles de analizar eran Asturias y la provincia de Cádiz. Pero Gavala dejó en Isidro un discípulo de altura. Doctor Ingeniero Agrónomo especializado en Edafología, Geólogo, Historiador, Enólogo, Climatólogo...






Él es quien bautizó a estas formaciones de barros rojos diluviales del área del Alto de las Cuevas "el Cañón del Colorado, pero en pequeñito", decía.










Hicimos muchos trabajos juntos. En 1.987 dió en la entonces Casa de la Juventud una de las conferencias más gratas que he escuchado en mi vida. El desaparecido Grupo Ecologista "Milvus" habíamos organizado unas "Aulas de Naturaleza" (ciclos de conferencias). En una de las primeras intervino García del Barrio hablando de "La Geología de la Algaida". Era un hombre sumamente didáctico. Desde aquel dia afianzamos los dos una duradera amistad hasta el día de su muerte. Pertenecía a la prestigiosa Academia de San Dionisio de Jerez.




Siempre se me quedaría grabado en la mente los barros rojos diluviales, la roca ostionera o roca de la mar, las arcillas marismeñas y las dunas terciarias o cuaternarias. Descubrió para la Historia lo que fueron las bodegas moriscas, lamentándose que le habían plagiado sus estudios, sin citarle a él siquiera por pura cortesía. Pero después era un hombre que no se preocupaba de esos detalles. Era generoso.



Una de las cosas más portentosas de su dilatadísimo curriculum era la invitación que le hizo el Gobierno de los Estados Unidos para dar unas conferencias en suelo americano. Isidro hablaba por los codos, algo de lo que se reía él mismo, afirmando que el día que no hablaba estaba hasta enfadado. La Comisión que le atendía le preguntó qué lugar le gustaría visitar. Sin pensarlo dos veces afirmó que la meca para un geólogo era El Cañón del Colorado. Y allí le llevaron. La experiencia en EE.UU le dejó marcado para toda su vida. Era un hombre que podría haber sido reconocido internacionalmente por su laboriosidad y profundos conocimientos. Renunció a la Cátedra de Edafología de la Universidad de Valencia, porque prefirió seguir trabajando en el Rancho de la Merced. Su libro sobre "Mapas Provinciales de Suelos" publicado en 1.971 por el Ministerio de Agricultura sigue siendo un referente obligado para las nuevas generaciones de estudiantes de materias agronómicas. Su oratoria era exquisita y cuidada. Sanlúcar está en deuda con él pues dedicó cientos de artículos a la divulgación de diversos temas sanluqueños, cuando eran asuntos desconocidos para una mayoría.





Dejó un libro sin publicar al que me comprometí dirigir su edición: "La Historia de Sanlúcar explicada para todos". Fué fruto de la intensa colaboración durante años en el programa educativo "Diálogos con la Naturaleza", para que los docentes sanluqueños tuviesen un manual al alcance de todos los públicos, sin perder para nada el rigor científico. Probablemente el año que viene se editará definitivamente.





Como gran Climatólogo que era, cuando asoló la sequía del 92-95 no se atrevía a confirmar lo del cambio climático, pues insistía en los movimientos del sol, que debían tenerse al menos 33 años de datos para contrastarlos con otro periodo parecido y así asegurar que el clima estaba cambiando o no. Muchos le reconocían su sabiduría, a lo que él respondía con modestia diciendo que había leído mucho y se había preocupado por estudiar las cosas. En cuanto a esto mantenía que era el público o el pueblo el que tenía que hacer un esfuerzo para entender las cosas, ya que si los maestros seguían bajando el listón el nivel de conocimiento descendería de manera preocupante, como así viene ocurriendo.


Murió prácticamente trabajando, pues la misma semana de su fallecimiento entregó su artículo semanal al Diario de Jerez, donde escribía desde hacía años sobre Clima y Agricultura.

Manuel J. Márquez Moy

viernes, junio 08, 2007

A DOÑANA NO SE LA COMPRENDE



El paisaje de la Algaida de Sanlúcar es una continuación de Doñana, ha participado del mismo proceso de evolución ecológica. (izda)












Mapas de Juan Gavala relativo a sus estudios geomorfológicos donde se observa cómo el Guadalquivir desembocaba en un gran estuario (pinchen en la imagen para ampliar)








¿Qué tenemos que ver nosotros con Doñana?. Me espetaba hace unos días un viejo amigo. “Nosotros no somos ni puerta de Doñana ni nada de eso, y además nos salimos de Doñana, y eso tú lo sabes”, continuaba afirmando, refiriéndose al PDTC (Plan Director Territorial de Coordinación de Doñana). Yo intenté explicarle que las cosas no eran tan simples. Pero lo importante de todo esto y de esas afirmaciones es que en muchos habitantes de Sanlúcar de Barrameda existe ese sentimiento o percepción o confusión. Es cierto como otros muchos me han apuntado, que los únicos que tenían algo que ver con el Coto de Doñana fueron los llamados bandeños que vivían o trabajaban en la otra banda en diversas labores de monte. Efectivamente la mayoría de ellos se concentraban en el Barrio marinero en torno a la calle Barrameda.
Pero si bien todo esto es cierto, no es realmente la única vinculación de Sanlúcar de Barrameda con Doñana.
Desde la formación del paisaje de la desembocadura del Guadalquivir en el antiguo estuario Ligustino hace casi tres mil años, cuando el río vertía las aguas ribereñas a la altura de la actual Coria del Río, participando todo esta área de la misma configuración y evolución geomorfológica, con los aspectos ecológicos que conllevó y que todavía son palpables, ya que la vegetación, las diferentes especies de mamíferos, aves, peces, anfibios y reptiles comparten también hoy día al igual que antaño un mismo territorio. La Algaida sanluqueña y sus marismas a este lado y en la otra orilla también comparten la misma biodiversidad, donde el Guadalquivir actualmente ya desemboca en Sanlúcar por los cambios paulatinos en el paisaje.
Cuando se creó el Condado de Niebla en el siglo XIV, Doñana perteneció durante siglos al territorio de Sanlúcar y posteriormente al Ducado de Medina Sidonia. El trasiego de sanluqueños y personajes ilustres de la historia (Colón, Goya, Eugenia de Montijo) hacia Doñana y de Doñana hacia esta orilla eran continuos. Por ejemplo, existía en Bonanza la Casa del Pasaje (documentada ya en el s. XV), donde una embarcación, parecida a las barcazas actuales, se encargaba de trasladar a la gente a un lado u otro de ambas orillas. Ha sido más por cuestiones político-administrativas por lo que los sanluqueños se han ido desvinculando de Doñana. Para mí es triste ver como una gran parte de la población sanluqueña hoy día sólo ven en las romerías o peregrinaciones rocieras esa vinculación.
Por ello no me extraña que mucha gente desconozcan la realidad social, cultural y económica que tiene Doñana con Sanlúcar. Que les siga sonando a elementos desconocidos la Laguna de Santa Olalla, o el Lucio del Membrillo, o Martinazo. Que no sepan quién fue José Antonio Valverde. De cualquier manera hay que ir más allá y ser realistas pues una mayoría de la población desconoce la propia historia de Sanlúcar, lo que representan muchos edificios, incluso donde nacieron y vivieron.
Imagen en la calle Monte de Piedad, donde estuvo situado un antiguo almacén de la Inquisición, según los Archivos Ducales de Medina Sidonia.
A este respecto conozco anécdotas de cómo hay ciudadanos que tienen en propiedad locales muy antiguos y desconocían que ese edificio fue un almacén de la Inquisición en Sanlúcar. Hay mucho camino por recorrer porque comprender estas cosas, saber de la evolución de nuestros paisajes, nos ayudaría enormemente a tener una mayor perspectiva planetaria y el significado de nuestra presencia en este contexto cultural en el que vivimos día a día.


Manuel J. Márquez Moy

lunes, junio 04, 2007

UNA REFLEXIÓN SOBRE SANLÚCAR DE BARRAMEDA Y LA CONSERVACIÓN DE DOÑANA



El Guadalquivir en su desembocadura en Sanlúcar de Barrameda, siempre modelando el paisaje, mientras dos mariscadores se dedican al atardecer a capturar las populares gusanas

Los espacios naturales protegidos no se pueden conservar aislándolos del contexto socioeconómico que les rodea, como ha venido ocurriendo con Doñana.




En unos momentos en los que la situación del medio ambiente en el planeta se cuestiona cada vez con mayor preocupación, planteamos en el presente documento , desde el punto de vista de la conservación de la naturaleza,  que como ecosistema es enormemente frágil. No podemos olvidar que las Marismas del Guadalquivir dentro de la geografía europea y paleártica son de las más significativas para la contribución al equilibrio ecológico de grandes poblaciones de infinidad de especies con un alto valor científico. Especies que convergen en uno de los espacios naturales considerados hoy día Patrimonio de la Humanidad y Reserva de la Biosfera.

Fotografía correspondiente al Programa Educativo "Diálogos con la Naturaleza", que duró 15 años dirigidos a colegios y adultos, que precedió al de "Las Huellas de la Memoria". La imagen corresponde al Cortijo de Évora.


Desde la llamada Revolución Industrial hasta la actualidad la sociedad en general ha venido aprovechando o usando el medio en el que
vive para su propio desarrollo y en beneficio del aparente progreso de la civilización. Este uso del medio ha alcanzado cotas preocupantes. Hasta hace poco tiempo hablar de desarrollo equivalía a hablar de destrucción del medio natural, al menos desde el lenguaje científico, ya que hemos conseguido ese aparente progreso de la civilización a costa de ir ganándole terreno al medio ambiente natural. Es importante apuntar que el ser humano, desde la misma Prehistoria, siempre ha estado utilizando los recursos que el entorno
le dispensaba y, salvo algunos casos muy concretos, nunca se planteó los trastornos que sus actividades podían causar al conjunto de la Biosfera.


Primeramente tenemos que señalar que inicialmente surge una corriente filosófica de preocupación por el medio encaminada más bien al estudio de las especies, casi parejo con el de los viajes de exploración a diversas zonas del globo terráqueo. Dentro de este período, que alcanza su apogeo en los siglos XVIII y XIX, aparecen las figuras de Darwin, Linneo, Mendel, Humboldt, Mutis y tantos otros que dedicaron gran parte de sus vidas a analizar especies que poblaban nuestro planeta. Quizás habría que llegar hasta el alemán Ernst Haeckel para que la observación de estas especies adquiriera un mayor sentido, ya que es cuando comienza a considerarse toda una disciplina científica el estudio de la biología de los ecosistemas, más conocida a partir de la segunda mitad del siglo XIX como la ciencia de la Ecología.

Trozos de espacios para salvar, el resto para destruir


Es cuando toma una mayor relevancia el análisis de la vida de las diferentes y variadas especies en relación con su propio entorno. Por ese mismo tiempo nace la Sociedad Española de Historia Natural, surge también el primer parque nacional significativo del mundo, el de Yellowstone en Estados Unidos (1.872) a raíz del interés mostrado por un grupo de naturalistas norteamericanos que venían explorando desde hacía algún tiempo las maravillas de la naturaleza del lugar. Posteriormente ese interés por proteger zonas naturales para usos deportivos y de ocio calan en nuestro país por medio de la ya citada Sociedad Española de Historia Natural o sociedades excursionistas, que poco a poco van tomando conciencia de la importancia de ciertas zonas de nuestra geografía penisular e insular, especialmente el Guadarrama y Picos de Europa, y que cristaliza con la primera Ley de Parques Nacionales de 1.916 promovida por el gobierno español y, posteriormente con la creación del primer parque nacional español, la Montaña de Covadonga, el 22 de Julio de 1.918.


Anteriormente a estas fechas en España se conservaban desde época medieval muchos espacios naturales con fines cinegéticos. Estos cotos de caza hay que reconocer que han permitido conservar a través del tiempo gran parte del medio natural que hoy constituyen nuestros espacios naturales protegidos. Especial hincapié habría que hacer en los pioneros de la conservación de la Naturaleza de Doñana (precisamente uno de los más antiguos y emblemáticos cotos de caza conservado hoy como Espacio Natural Doñana), hay que resaltar las primeras expediciones científicas a esta zona en la década de los cincuenta. Es cuando se celebra la famosa "Coto Doñana Expedetion", impulsada por entusiastas profesionales españoles del mundo de la naturaleza como José Antonio Valverde, Francisco Bernis y Mauricio González Gordon, al amparo de prestigiosos naturalistas británicos y de otros puntos de Europa, casos por ejemplo de sir Julian Huxley, Mountfort, Peterson, que hicieron posible la creación de la hoy famosa Estación Biológica de Doñana en 1.963.



Y llegamos al año 1.968, cuando un grupo de importantes personalidades fundan el Club de Roma. Una institución que se ha caracterizado desde entonces por sus informes rigurosos sobre el estado del planeta. El primer informe que emite fue publicado en 1.972 con el título de "Los límites del crecimiento". Paralelamente comienza también los movimientos ecologistas y pacifistas, con sus luchas principalmente por una conciencia antinuclear de centrales, la primeras bases militares estadounidenses y el tráfico armamentístico. En España tiene especial relevancia el grave suceso de las bombas de Palomares (Almería), que a día de hoy se sigue intentando maquillar.


Es cuando ya se comienza a hablar de forma escandalosa de la degradación del medio ambiente, por los excesos cometidos en el aprovechamiento que la sociedad occidental venía haciendo de los recursos naturales. Es cuando se comienza a distinguir el nivel de vida con la calidad de vida. Ese mismo año de 1.972 se celebra en Estocolmo la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el medio humano. En 1.973 se crea el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente. En 1.977 se celebra en Tbilisi (Georgia) la Conferencia Intergubernamental de Educación Ambiental. Y así desembocamos en la Conferencia Internacional de Río de Janeiro de 1.992, donde se proponen las bases del llamado desarrollo sostenible.


Durante estas últimas décadas se han venido generando infinidad de conferencias que vienen a decirnos, al fin y al cabo, que tenemos un diagnóstico más o menos claro y un método para sanar al Planeta de sus muchas heridas. Resta lo más importante, nuestra conciencia, sensibilidad y participación social. Por consiguiente, la conservación de la naturaleza, que ha venido considerándose por una gran parte de la sociedad una moda es hoy día uno de los grandes temas que preocupan a la población mundial. Sin embargo, armonizar las relaciones del ser humano con el medio que le sustenta y le da vida no es una tarea fácil. Interrelacionar los conceptos de conservación y desarrollo sigue promoviendo intensos y variados debates encaminados a analizar la situación del planeta y buscar las
soluciones más adecuadas.



Muchas costumbres del habla popular, de oficios
artesanos, de fiestas tradicionales están en serio peligro de extinción, tanto en Sanlúcar de Barrameda como en muchos lugares de la
Tierra, y eso conlleva una enorme pérdida de diversidad cultural y lo que se ha dado en llamar patrimonio inmaterial por la UNESCO.


Hay que estudiar métodos para que sigan vigentes y no sólo ocupen lugares en museos y congresos de moquetas estériles con subvenciones derrochadoras.
No está resultando nada fácil conseguir una conciencia colectiva clara que comprometa a la sociedad en participar activamente en la conservación y en la correcta gestión del medio ambiente natural, rural, y urbano. Precisamente la complejidad de integrar los modelos de desarrollo que proponen las sociedades modernas en el ámbito puramente ecológico está provocando graves alteraciones en el medio.
Para que la consecución de esta relación sociedad-naturaleza sea fructífera se han querido reservar ciertos espacios que protejan la biodiversidad de un medio que cada día va empobreciéndose más; pero para proteger estos espacios y especies, con todo el potencial genético de indudable valor que contienen, se están llevando a la práctica planes de conservación de áreas ecológicas en todo el planeta, como el Programa MaB que está realizando la UNESCO.


En medio de toda esta compleja red de espacios protegidos y de reservas naturales, nuestro país, y más concretamente la Comunidad Autónoma Andaluza, viene proponiendo la salvaguardia de una serie de zonas con unas especiales características ecológicas y culturales.



Las consecuencias sociales que vienen provocando el conservar áreas como Doñana y Cazorla, por poner algunos ejemplos, se traducen en alteraciones que produce una sociedad que bajo fórmulas de presión incontrolada demanda un aparente reencuentro con lo natural, con un medio que le es vital, cuando no existen razones relacionadas con la especulación y otros oscuros intereses.

Retos para la conservación

Para corregir estos problemas se pone de manifiesto que no es suficiente conservar espacios protegidos (bien sean parques naturales o nacionales) a modo de islas, ya que no tiene actualmente mucho sentido seguir con la política de respetar y valorar un medio que pretende permanecer inalterable a las agresiones humanas si no actuamos en los focos que generan dichos trastornos. Contextualizar un espacio protegido en las sociedades urbanas o rurales que las rodean es el gran reto, si realmente queremos seguir conviviendo con la naturaleza que nos hizo y nos sigue haciendo posibles, si queremos llevar a la practica el desarrollo sostenible, usando los recursos que ofrece el medio, rentabilizándolo económica y ecológicamente. El desarrollo sostenible es no vivir por encima de nuestras posibilidades, siendo el factor limitador la propia Naturaleza. Programas de desarrollo local como el que proponemos en este Programa de Investigación de "LAS HUELLAS DE LA MEMORIA" ó "DIÁLOGOS CON LA NATURALEZA" pensamos que contribuyen a que cada día ecologicemos nuestros hábitos y costumbres, y a que entendamos que nosotros también somos naturaleza, algo que todavía no hemos logrado comprender a pesar de los esfuerzos que se vienen realizando en esta dirección.


 Aplicar estrategias y programas serios que eviten logros rápidos carentes de contenidos y eficiencia pueden solventar el distanciamiento que va imponiéndose de manera acelerada entre el mundo interior del ser humano y la plasticidad de nuestros paisajes silvestres, dotando además de una mayor riqueza ecológica la vida de nuestro entorno rural y urbano, ya que estos espacios protegidos, en el caso de Andalucía, se han creado en zonas muy deprimidas económicamente.

Las Reservas de las Biosferas no se deben limitar únicamente al medio natural, sino al urbano y rural. De ahí la importacia de este proyecto pionero, que puede servir de ejemplo a otros lugares del Planeta. Pero todavía se requiere un gran esfuerzo por parte de todos para concienciarnos de la importancia de estos valores culturales y naturales.


Tratamos de llamar la atención sobre actuaciones que pensamos que son necesarias para un mejor desarrollo y promoción de la ciudad, incorporando el valor añadido que supone el aprovechamiento racional de un espacio natural protegido, sin que esto suponga un menoscabo para la conservación de la biodiversidad del medio. Nuestro reto es fomentar la economía y el empleo en nuestro término municipal, convirtiéndolo a su vez en un referente por la calidad de sus recursos endógenos, aunque sin olvidar nuestra propia evolución como seres humanos dentro de la diversidad cultural que nos rodea a nivel territorial y sin perder la perspectiva planetaria.

Manuel J. Márquez Moy, Especialista en Educación Ambiental en Interpretación de Paisajes.