Hemeroteca de "La Aventura Humana" y pulsar en buscar

Mostrando entradas con la etiqueta Artículos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Artículos. Mostrar todas las entradas

miércoles, mayo 16, 2012

"EL ÚLTIMO TREN" por Bárbara Alpuente





Esperas en el andén con tus maletas de cuero mientras te sujetas la pamela para evitar que el viento la arrastre (La imagen es tipo Orient Express, que mola más) Llega el tren y subes a duras penas con tu equipaje. Llevas mucho peso, pero nadie parece tener intención de ayudarte. El revisor, con un bigote muy Hércules Poirot, toca el silbato y mete prisa a los viajeros. Te sitúas junto a la ventanilla mientras algunos pasajeros recorren todavía los pasillos en busca de su asiento. A tu lado se acomoda una señora muy grande que te mira de arriba abajo con suspicacia. En el vagón restaurante cenas sola y observas a la gente comer en silencio. No se oyen risas, no percibes miradas amables y los camareros te sirven con brusquedad. Se te cierra el estómago. Hay algo en el ambiente que te hace dudar. ¿Es este el tren en el que quieres viajar? Y si lo es, ¿por qué te encuentras en este desasosiego? Pero no pasa nada, piensas, si no deseas continuar el viaje, basta con bajarte en la próxima estación. El revisor, que ha escuchado tus pensamientos, te advierte de los riesgos que corres.

Los pasajeros dejan de comer y te escudriñan. Entre todos intentan convencerte de que quizá no exista otro tren. Deberías conformarte con este y dejar de buscar. Te arriesgas a quedarte en tierra mientras los demás continúan su camino. Y piensas: “¿realmente es este el último tren?” El convoy se detiene. La gente sigue mirándote con curiosidad. Tragas saliva. El revisor hace sonar el silbato sin perderte de vista. Todos confían en que no vas a bajar, es lo más sensato. De repente, un arrebato te conquista y sales corriendo, dejando incluso tu equipaje en el compartimento. Por las ventanillas ves los rostros atónitos de los pasajeros, y algunos te dedican una mirada de condescendencia, dando por hecho que vas a quedarte sola en el andén, a la espera de un tren que jamás llegará. Pero tú no sientes miedo, porque algo dentro de ti sabe que aquel no era el último tren. No existe un último tren, y quien quiera convencernos de lo contrario, quizá debería probar a apearse del suyo.

Bárbara Alpuente es Guionista, Articulista y Escritora. 

lunes, abril 23, 2012

"DIA INTERNACIONAL DEL LIBRO" por José Ignacio Wert

Hoy celebramos el Día Internacional del Libro. Como cada 23 de abril, hoy recordamos la memoria de los dos grandes precursores de la literatura moderna: William Shakespeare y Miguel de Cervantes, fallecidos en torno a este mismo día del año 1616.


Para los más de 450 millones de hispanohablantes del mundo es un día aún más especial. Y es que, dentro de las numerosas actividades que se desarrollan en el mundo en torno al libro y la lectura, una destaca por encima de las demás. Como cada 23 de abril desde hace ya 36 años, hoy se hace entrega, en el Paraninfo de la Universidad de Alcalá de Henares, el Premio de Literatura en Lengua Castellana Miguel de Cervantes, el premio de las letras hispánicas más importante del mundo.

La entrega del premio de las letras hispánicas más importante del mundo nos sirve para recordar la grandeza del creador de El Quijote, y para celebrar nuestra lengua, su riqueza, su viveza, y su vocación de unión para tantos hispanohablantes de los dos hemisferios.

Recibe hoy el Premio Cervantes, el autor chileno Don Nicanor Parra, autor de una obra poética formidablemente sorprendente. En uno de sus célebres antipoemas, Parra, nos habla sobre su voracidad lectora:

El Nobel de Lectura me lo debieran dar a mí

Que soy el lector ideal

Y leo todo lo que pillo.

Leo los nombres de las calles

Y los letreros luminosos

Y las murallas de los baños

Y las nuevas listas de precios (…)

Las letras y la lectura están presentes en todos los rincones de nuestro mundo. Desde las librerías y bibliotecas, desde las aulas, o desde nuestros hogares, los libros nos abren las puertas de mundos, costumbres, sentimientos, experiencias y personajes extraordinarios. Nos transportan a países remotos y a mundos imaginarios. Nos transmiten los más desconocidos enigmas científicos y los más recónditos secretos de la historia. Otras veces, los libros nos muestran lugares comunes que nos sorprenden por su proximidad. En todos los casos, leer nos ayuda a desarrollar nuestra personalidad, nos enseña a pensar y a ser más críticos: leer nos hace más libres

Como Ministro de Educación, Cultura y Deporte, pero sobre todo como apasionado lector, es una grata responsabilidad la de apoyar todas las iniciativas que acerquen los libros, y el saludable hábito de lectura a los españoles.

Os animo a todos a seguir frecuentando las magníficas librerías y bibliotecas que tenemos en este país, y a participar en las diversas actividades programadas para el día de hoy. Desde la clásica lectura continuada de El Quijote en el Círculo de Bellas Artes, hasta el novedoso concurso literario que a través de twitter ha puesto en marcha la Biblioteca Nacional.

Qué mejor día que el de hoy para recordar las palabras de Plinio "el viejo" que Cervantes pone en boca del bachiller Sansón Carrasco:

“No hay libro tan malo que no tenga algo bueno”

Madrid, 23 de abril de 2012


José Ignacio Wert es Ministro de Educación, Cultura y Deporte

domingo, abril 01, 2012

"EL POBLADO FENICIO DEL CASTILLO DE DOÑA BLANCA" por Diego Ruiz Mata












El arqueólogo, sumido en su tema de investigación, sueña y anhela hallar el yacimiento que le proporcione los datos necesarios para analizar la etapa histórica que quiere reconstruir mediante todos los elementos posibles de análisis. Cuando cree que ha encontrado lo que buscaba, siente una inmensa satisfacción y un deseo compulsivo de ver lo pretendido y poseerlo, que sólo puede comprender quien esté en una situación similar. Es lo que me ocurrió cuando en una tarde calurosa del mes de mayo de 1979, en la Universidad Autónoma de Madrid, en la última clase del curso, un alumno gaditano, ante mi pregunta de dónde se podría excavar para investigar los inicios de la presencia fenicia en Cádiz, me indicó que conocía un montículo artificial en El Puerto de Santa María donde había recogido materiales fenicios. El lugar es el Castillo de Doña Blanca, del que no había oído nunca hablar ni leído alguna noticia publicada. Y, a partir de ese día, comenzó una historia que dura hasta hoy. Es tan larga la historia, es tan poco el espacio que tengo para escribirla, que sólo referiré una mínima parte de ella, la de su situación y su espacio. Dejo para otra ocasión otros temas de interés. Merece volver sobre ello.

Se sitúa la ciudad, sin nombre todavía, al pie de la Sierra de San Cristóbal, una espina dorsal alargada que separa el mar de la rica campiña. Los primeros fenicios que navegaron a Occidente se asentaron en la isla gaditana y poco después, en tiempo tan escaso que no es fácil precisarlo, eligieron la sierra para construir una ciudad y permanecer por siempre. Un lugar idóneo para sus embarcaciones, para divisar a lo lejos, y en todas las direcciones, al enemigo o al amigo, vigilantes en la cima de la sierra, con abundante agua dulce, piedra y madera para sus construcciones y muy cerca de la campiña, excelente para el cultivo.

Un lugar inmejorable para sus pretensiones. Por el flanco oriental del lugar elegido, desembocaba en ese tiempo el río Guadalete, y a sus pies se extendía la antigua línea de la costa, pues hasta ese lugar alcanzaba la bahía gaditana. Hoy el lugar se halla transformado, aunque se puede reconstruir su historia, pues el Guadalete con sus aluviones constantes durante siglos fue rellenando toda la zona delantera hasta la actual Valdelagrana y él mismo discurre, serpenteando entre ellos, hasta desembocar en El Puerto de Santa María. También ha desaparecido la masa forestal, de pinos, olivos y encinas, que se erguía en su entorno. Y la sierra ofrece un aspecto triste y lunar, horadada por las numerosas canteras al aire libre que en pocos años han cambiado su topografía. La ciudad, fenicia y turdetana, tan llena de acción y de historia, se abandonó a fines del siglo III a. de C. Pero los trabajos arqueológicos, con el pico y la pala y el trabajo de operarios, alumnos y arqueólogos, la han despertado de su estado durmiente. Es lo que también aportan estas investigaciones, su poder de resucitar el pasado, para quienes con su trabajo lo hacen posible y para aquellos que tienen la curiosidad y la pasión de conocer las antiguas historias. Por ello es tan excitante. El arqueólogo es, además, un resurrector, si es lícito emplear este término, quien rescata la vida del olvido.

El poblado, o la ciudad amurallada propiamente dicha, es un montículo artificial aproximadamente rectangular, junto a la antigua costa, de más de trescientos metros de este a oeste y de poco más de doscientos de norte a sur, unas siete hectáreas de extensión mal contadas, y posee de 7 a 9 metros de niveles estrictamente arqueológicos, que narran con sus restos de ciudades superpuestas una historia que abarca desde finales del siglo IX a fines del III a.C., unos quinientos años cruciales para la historia de Occidente. En su esquina sudeste se advierte un espigón alargado que conducía al puerto y a la zona portuaria -de unas 6 Ha de extensión-, con grandes naves alargadas que albergarían las embarcaciones en épocas no navegables y otras cuadrangulares para el depósito de mercancías, todo ello ceñido por una recia muralla. Por el norte, y en la falda de la sierra, se extiende la necrópolis en casi 200 Ha. Y en su punto más alto, conocido como Las Cumbres, un altar sacrificial de cazoletas de la Edad del Cobre, el lugar de habitación de la comunidad autóctona del Bronce final y zonas industriales de los siglos IV y III a.de C., entre las que se ha excavado casi por completo una zona industrial para la elaboración de vino, con sus zonas de trabajo, almacenes, santuario y la vivienda del propietario. Junto a la ciudad fenicia, en el lugar denominado La Dehesa, se esparce un poblado muy antiguo, del tercer milenio a.C., que ha proporcionado numerosas viviendas circulares. Y más restos se hallan repartidos por el entorno de la ciudad fenicia.


En suma, más de trescientas hectáreas plenas de restos arqueológicos. A esto debemos añadir la ocupación en época islámica -la más antigua conocida-, desde el siglo VIII al XII-XII del Castillo de Doña Blanca, y más tarde la construcción de la ermita, confundida con una torre defensiva que da nombre al yacimiento -Castillo de Doña Blanca, que ha originado una historia romántica y de muerte- y las actividades extractivas de piedra para la construcción que han dejado numerosas canteras de pilares de extraordinaria belleza arquitectónica.

Me quedo aquí, en la descripción de los elementos que componen este extraordinario lugar histórico y arqueológico, que tanto interés despierta entre los investigadores y amantes del pasado.

Diego Ruiz Mata es Catedrático de Prehistoria 

viernes, febrero 10, 2012

¿MAFIOSOS O POLÍTICOS? por Manuel J. Márquez Moy

Pulsar sobre el documento para ampliar


















Os prometí un análisis de qué ha pasado en los últimos 20 años para que casi todo siga igual en Sanlúcar de Barrameda. Antes que nada me solidarizo y comprendo a Salvador Daza al dimitir como Presidente de Juventudes Musicales por falta de apoyo municipal. Y es que este equipo de gobierno actual aburre hasta a las ratas. Si, me comprometí a hacer un casi último análisis de la política local. Pero no sabéis lo que cuesta, me voy a ceñir a la ciudad, coger y ponerte a escribir sobre estos veinte años, que como os decía ha sido un espejismo. No es cuestión de meterte con fulanito o fulanita, sino de que hemos llegado a una situación donde muchos políticos locales han actuado en el pasado y actúan ahora como auténticos mafiosos. Extorsiones, amenazas, denuncias judiciales para amedrentarme. Es la primera vez en más de 26 años de ejercicio periodístico que me llevan a juicio por un artículo, que gracias a Reporteros Sin Fronteras y a un buen amigo abogado todo quedó archivado. Y todo porque les molestan que se analice y se critique la gestión.



Hemos tenido 20 años, y lo digo con toda claridad, que con luces y sombras, al que ha sido el único político prácticamente que ha traído inversiones a la ciudad. Luis García Garrido. En deportes, en cultura, en patrimonio, en seguridad ciudadana, en infraestructuras de viales de carreteras en todo el área de Jerez. El resto de las cuestiones, desde la Escuela Taller Tartessos y en tiempos posteriores de bonanza todo ha sido derroche, y más derroche. Escándalos judiciales, alcaldes en la cárcel, otros imputados. No me queda más remedio que reírme por no llorar que hoy 10 de Febrero de 2.012 andemos todavía “inaugurando” las Piletas, como si se tratara de una proeza. Espero que dure y se conserve abierta por muchos años. Pero es que estamos resolviendo aún cuestiones de hace 20 años. La formación no es deficitaria, es tercermundista, el paro juvenil, la depuradora, el puerto deportivo.



Ni PP ni PSOE local. Cuidado, me refiero a las dos entidades locales. ¿Pero qué son? ¿Qué buscan? ¿Qué busca Irene García? Dá miedo, ha impuesto verdadero miedo, no respeto institucional, sino miedo. ¿Acaso es una mafiosa?. Yo también me he sentido huérfano de apoyo municipal, porque no se ha dignado ni a recibirme durante los 6 años de Alcaldesa a nivel institucional. Todo en plan compadre, traicionando la confianza mía y de muchos otros ciudadanos que en los años 80 luchábamos con ilusión por la ciudad y hasta hoy. ¿A dónde vas Irene García? ¿A cuántos has pisoteado ya?. Pues eso es lo que tienes, una ciudad más propia del tercer mundo y sin visos de prosperar de una puñetera vez en condiciones, de prosperidad de los ciudadanos también, y ahora ya puedes llevarme a juicio.

Manuel J. Márquez Moy es Director de "La Aventura Humana"

martes, noviembre 22, 2011

DOS GOBIERNOS EN EL LIMBO Y 5 MILLONES DE ESPAÑOLES EN EL PRECIPICIO por Manuel J. Márquez Moy












Está bien. Han pasado las elecciones, ya tenemos Presidente electo y Presidente en funciones. El Presidente electo, D. Mariano Rajoy poco puede hacer mas que ir componiendo sus ministrables, llamadas de teléfonos y muchas consultas, pero decisiones gubernamentales ninguna. El Presidente en funciones, D. José Luis Rodríguez Zapatero, otro tanto de casi lo mismo, aunque tratando de componer su partido maltrecho, vapuleado, arrasado, y eliminado del mapa territorial Español, salvo Sevilla y Barcelona. Tampoco puede tomar decisiones gubernamentales, sólo trámites institucionales.



En Sanlúcar de Barrameda, un Gobierno Municipal que tiene plenos poderes para ejercer, apenas cuatro meses de mandato recorridos, y ahí están. Inauguro, reinauguro, vuelvo a reinaugurar, miran a un lado, a otro lado, y vuelta a lo suyo. Lo suyo es ir quemando etapas encadenando fiestas, que eso viste muy bien de cara al pueblo. El verano, veladas , verbenas, fiestas patronales, Feria de la Tapa, Exposanlúcar, Mercado Andalusí, compra de un coche, La Fiesta del Patrón san Lucas, La presentación del cartel de lo que sea, otro cartel de otra cosa también de lo que sea, La Q, un paseo marítimo enterrado bajo la arena de la playa, un monumento, la Fiesta de Todos los Santos, la de los Difuntos, los Belenes, la Navidad, las zambombás, más fiesta, más carteles presentados. Baaaaastaaaa!!!!!!!.



¿Es que no nos damos cuenta?. Me incluyo, ¿tan borregos somos?. Ni una gestión terminada, ni empezada en condiciones, y celebrando que han ganado las elecciones cuando todos los compañeros del PSOE en todos lados admiten y asumen la derrota. ¡Qué medio punto! Ni siquiera Chaves ha ganado a su eterna compañera de oposición, Teófila, y lo que os ocupa es ver las décimas de más ante el los peperos sanluqueños. Sinceramente, quien está poniendo las cosas en su sitio por muy vilipendiado que haya sido y lo esté siendo es Rafael Terán, que toca en la herida del PSOE y del CIS y duele.



Por lo demás es que Irene García no se dá cuenta por lo visto que se ha quedado aislada. Ya el teléfono con la Moncloa se le corta, con la Junta de Andalucía también, pues andan más entretenido en los fondos de reptiles, los EREs, y dónde coloca tanto personal de la Empresas Públicas. Tampoco con Diputación, y sola en la Costa Noroeste. Mucho consenso con la oposición o aquí no llega nada. Y creo y espero que son conscientes el Equipo de Gobierno PSOE-CIS. Ahora es donde verdaderamente se ve la capacidad de gestión. Recuerdo a Irene García que explique las cosas que ocurren en el Gobierno de la ciudad, que es todo el derecho que tenemos todos. Que comparezca de una vez y explique qué va a pasar con la depuradora, si va a seguir encubriendo o reivindicando los datos de emisiones de productos contaminantes a la Consejería de Medio Ambiente, qué ha pasado con Fernando Verdún, y qué va a hacer con los parados, desempleados, y familias sin recursos. Respuestas.



Si tiene problemas personales de salud, que se dé de baja y traspase los poderes hasta que se recupere. Pero hay que buscar inversiones, facilitarlas y no encerrarse y no recibir a personas y colectivos con problemas, que delegue. Que no empiece a pensar si va a ir de candidata al Parlamento Andaluz, por si fuera el caso, que hay que resolver problemas, que no mienta más y dé largas al ciudadano que necesita que le escuchen y le resuelvan hasta donde sea posible situaciones complicadas. Que no olvide que los partidos políticos se mantienen gracias al dinero que todos los ciudadanos aportamos, al igual que los sindicatos, porque si fuera con las cuotas de los afiliados el chiringuito de los políticos, salvo excepciones, y sindicalistas, se hubiera cerrado hace mucho tiempo. Así que pagamos a los bancos, pagamos la deuda, con primas de riesgo incluída, pagamos a los partidos (y cuánta gente) y pagamos vuestros sueldos de Alcaldesa, de concejales y la tele.

Y encima silencio y mutis por el foro. Que espabile el Equipo de Gobierno y a trabajar todos. Ya está bien.

Manuel J. Márquez Moy es Director de "La Aventura Humana"

sábado, noviembre 19, 2011

"NECESIDADES" por Bárbara Alpuente







Salgo de casa, llego a mi lugar de trabajo y de repente una ráfaga de inquietud secuestra mis pulmones. El corazón palpita con fuerza cuando descubro que me he dejado el móvil en casa. La inseguridad toma todo mi cuerpo. Me siento desprotegida. Mis compañeros, ajenos a mi drama me hablan con normalidad, pero yo siento que en cada acto me falta el teléfono. “¿Tomamos un café?”. “Es que sin el móvil…”. “¿Terminas de redactar eso?”. “Pues no sé, porque estoy sin móvil…”. El día transcurre mientras una pregunta estúpida sigue latiendo en mi interior: “¿Y si me pasa algo y no puedo llamar?”. Vamos a ver, ¿qué puede pasarme?. ¿Por qué actúo como si estuviera perdida en una misión a vida o muerte en un desierto de Afganistán?. ¿En qué momento me volví así de imbécil?.


Yo sé que mi inquietud es desproporcionada, pero este es el riesgo de inventarme necesidades. Se puede vivir sin móvil, y no estaría mal hacer el ejercicio de salir a la calle sin él de vez en cuando para perder el miedo a caminar sin ese aparato que parece destinado a salvarnos la vida. Cuando por fin vuelvo a casa (por cierto, no cojo el ascensor, no vaya a ser que me quede encerrada y yo sin móvil), corro hacia la mesilla y lo recupero. Nos miramos a los ojos (o a los botones) y prometemos que nunca más nos separaremos, que lo llevaré siempre conmigo. Lo tomo entre mis brazos, le conecto el cargador y lo observo con ternura mientras se alimenta en silencio. Y si sólo fuera el móvil, pero no, nos hemos creído que hay elementos sin los que no podemos hacer una vida normal. Se desconecta el Wi-Fi y actúo como si no hubiera nada más grave en el mundo. “Bárbara, me ha quitado la custodia de mis hijos” “Y a mí la conexión a Internet, por favor, ahora no es el momento para hablar”. El otro día me encontré a mí misma diciendo “necesito una camiseta blanca”. ¿Cómo que la necesito?¿Y qué ocurrirá si no me la compro? ¿Dejarán de funcionar todos mis órganos hasta morir?¿Quién manda aquí, nosotros o nuestras supuestas necesidades?. Y ahora tengo que dejaros, está sonando el teléfono y no soporto verlo llorar.

Bárbara Alpuente es Guionista de Series como Camera Café, Gavilanes, Doctor Mateo, y actualmente la serie "Toledo" para Antena 3. Es columnista de la Revista Yo Dona.

martes, noviembre 15, 2011

"EL PROGRAMA ELECTORAL A SEGUIR POR AHORA ESTÁ EN LA UE" por Manuel J. Márquez Moy

Sinceramente entiendo que el poder es lo primero en que están interesados nuestros políticos, para qué vamos a engañarnos. Entiendo que los mítines tienen que seguir, los actos públicos, reuniones con colectivos, pero me transmiten más pesimismo viendo cómo se afanan en que harán lo uno o lo otro, y que no lo harán. Viendo cómo se presentaba las elecciones opté por no seguirla, a pesar de que es un derecho y un deber por mi parte, pero me prometí que si no era algo realmente drástico y de mucha relevancia, las elecciones locales las seguiría con toda la información que me envían, notas, convocatorias, es decir, recabar toda la información posible, tomar incluso el pulso en la calle, pero con todo mis respetos a las diferentes opciones de partidos que se presentan al Congreso y al Senado, esto está resultando infumable.



Ya digo, me transmite más pesimismo aún a que si se hablara claro de lo que realmente está pasando. Ya no digo lo que pueda pasar. Al menos, reconocer que la UE es un edificio que hace aguas, que se agrieta, que los inversores quieren vender sus activos y no hay liquidez ni para poderlos vender, y que la UE se desmorona y tiene más palancas y apuntalamientos que el edificio del Carril de San Diego de Sanlúcar de Barrameda.



Angela Merkel al menos cuenta gran parte de la verdad de lo que ocurre y además los números cantan, primas de riesgo, y cantidades de dinero que se mueven aquí y allá. Angela Merkel está en la actitud de una huída hacia delante. No le cabe más remedio. Se vé envuelta en una UE que no puede acompañarla en la estabilidad fiscal y financiera, y no es de extrañar que le diga al resto de países que espabilen, que se sospeche que mantiene relaciones bilaterales con Francia para imponer esa Europa de dos velocidades. La desesperación es mayúscula y hay que atender a todas las opciones. Pero ni los más reputados economistas no pueden salir de su pesimismo, porque la UE se ha convertido a ojos del mundo financiero un barco a la deriva.



De ahí que los 5 millones de parados de España estén más que asustados, y el resto de los españoles que mantienen todavía hilillos de esperanza en que no haya recortes sociales, que si las Autonomías casi que tienen que quedarse en ventanillas únicas de atención al ciudadano y otras medidas que vendrán.



Por ello, una y otra vez, el descrédito hacia los políticos que no quieren, porque lo saben, mirar a Europa y contarnos que no tienen ni puñetera idea de lo que va a pasar, y que por mucha voluntad que tengan, el Programa Electoral que vamos a tener que seguir, ora Rubalcaba , ora Rajoy es el de la UE, eso sí, uno puede tener mejor actitud y aptitud que otro, habilidad y credibilidad. Pero en lo demás manda la UE y las pataditas en el tobillo de EE.UU.

Manuel J. Márquez Moy es Director de "La Aventura Humana"

domingo, octubre 30, 2011

"LA MUERTE, ¿EL FINAL DE UNA ILUSIÓN?" por Manuel J. Márquez Moy

"Gracias al desarrollo de la cultura, en su más amplio sentido, el hombre entretiene su existencia, con la mirada perdida en el horizonte marismeño, mientras madura su paso por la Vida"


Decía irónicamente una llamativa frase, no te preocupes mucho por la vida porque no saldrás vivo de ella.

La muerte es algo que generalmente a todos nos angustia, nos asusta, nos inquieta. Saber que desde que nacemos ya caminamos inexorablemente hacia una muerte más temprana o más tardía nos inmoviliza por un momento, hasta que aparcamos tal idea, resignados que a todos nos llegará la hora en la que tendremos que enfrentarnos a ese trance que tanto nos preocupa.



La muerte, especialmente para nuestra sociedad occidental viene siendo desde tiempos inmemoriales un tabú. Hablar de la muerte es casi una superstición, es un asunto que causa mucho respeto. Entendemos que en la mayoría de los casos supone una tragedia, un auténtico drama cuando no se espera, o cuando uno llega a ella tras un proceso difícil de asimilar y asumir; es cuando el sufrimiento precede a esa expiración que conduce al ser humano a la inexistencia. Entonces surge la incomprensión. El porqué nacemos, luchamos en esta vida, nos la complicamos incluso con el resto de los mortales, si después todo se acaba.La verdad es que desde el nacimiento de la civilización occidental hemos ido ensombreciendo y afeando la muerte.



El sentimiento de vacío es tan intenso, es tal el desamparo, que como dice Antonio Gala: el hombre echa mano de poderes sobrehumanos que lo protejan de los humanos que le son hostiles, echa mano de poderes de un más allá que sosiegue su desconsuelo, su angustia De todos modos lo más extendido son amuletos, iconos, símbolos protectores que suavizan la ansiedad.. Incluso se han incorporado ritos y costumbres que nos hagan coquetear con la muerte en amplias filmografías, los carnavales tienen también ese transfondo,  la moda de “lo gótico”, Halloween, y la controvertida fiesta de los toros, entre otras concepciones.



Nacemos para morir. Demasiado simple para ser verdad. Entonces echamos manos de vidas eternas en entornos celestiales que consuelen nuestra frustración, echamos manos de dioses, de exorcistas, de incógnitos temblores, de fantasmas, de espíritus que nos confirmen que no estamos solos ante la muerte, ante un más allá que nos niegue que morir es igual a la nada. Demasiado simple para ser verdad, nacer sólo para morir.



Se nos desencaja el rostro pensar que abandonaremos este otro paraíso o infierno, según para quién, camino de la nada. Y el humano se resiste a ser sólo cenizas bajo la tierra. Tiene que haber algo –decimos-. Después de todo esto tiene que haber algo.



De hecho así lo creyeron y lo creen todas las culturas prácticamente de la Tierra. Los egipcios creían que los justos accedían a una barca solar donde se codeaban con los dioses y vivían la eternidad junto a su familia y amigos. Los sumerios creían que tras la muerte llegaban a una tierra paradisíaca habitada por inmortales, los celtas creían en otro lugar también de inmortales donde era habitual la alegría y donde se celebraban continuamente fiestas; y para algunos indios de las praderas americanas el cielo o el más allá era una región muy similar a esas mismas praderas en las que vivían, pero con la particularidad de que iban a encontrar mucha más caza.



Lo relevante para nuestra actual cultura dominada o derivada de las tradiciones clásica-judeocristianas es creer en un lugar llamado cielo para los justos, gozando de la presencia de un Dios Universal, o un lugar llamado infierno para los injustos. No vamos a analizar los entresijos de nuestra cultura derivada de esa tradición clásica-judeo-cristiana, pero es a partir de la aparición en le escena de la Historia de Jesucristo, o Jesús de Nazaret cuando la muerte cobra un mayor sentido. El ser humano cree entonces en la esperanza de que la muerte sólo es el paso a una mejor vida, un tránsito hacia un mundo no muy bien descrito en el libro sagrado de los cristianos. Podemos afirmar que hubo otros personajes que expusieron otras alternativas a la muerte, como Buda, Mahoma, el mundo de Zaratustra y una larga lista. Pero ha sido Jesús de Nazaret o sus sucesores-Pablo de Tarso- el que llega a dar con una mayor repercusión la respuesta básica que muchos ansiaban para salvarse del infierno, a través de la resurrección, (concepto presente en otras religiones). El triunfo sobre la muerte por medio del alma. Y la religión aprovechó durante centurias muy bien el mensaje para rentabilizar la muerte. Se apropió de la debilidad humana ante la incertidumbre de lo póstumo, de la ultratumba, para dominar nuestros destinos.


Quizá la muerte sea realmente un descanso eterno, un paso a una mejor vida o a un infierno. O quizás tras la muerte nos espere la nada. El final de una ilusión.

Manuel J. Márquez Moy, Director de "La Aventura Humana"

"ETERNAMENTE" por Luis Miguel Fuentes

Chaves seguirá, como seguirán otros muchos hasta que un bedel funcionario les haga la mortaja con las grapas del presupuesto, algún día. El raro es el que se va, se retira, se suicida o se hace monje o pescador olvidando entre escudillas lo que fue. Bono ya era como un coronel jubilado antes aún de hacerse a un lado para que pasara este PSOE en retirada que parece lo de Dunkerque. Coronel o quizá cura de regimiento, haciendo política de homilías, regañinas y apariciones, estando en la guerra sin estar del todo, pero con presencia venerable, sentenciosa y admonitoria. Ahora se marcha como con toda la sacristía de sus faldones y su voz a cuestas, con cierta dignidad de irse a cuidar ovejas después de haber sido pastor de hombres. La política está llena de gente de otro tiempo, pero hay quien termina dándose cuenta y hay quien no.


A Zapatero, por su parte, lo despidieron en el Senado como en el entierro de una novia joven. Ha sido un político breve, romántico, enamoradizo, trágico, uno de esos políticos de romancero o copla que de vez en cuando da España. Es cierto que le tocó la peor crisis de la reciente historia de este país, pero también que decidió enfrentarse a ella emporrado y lo confió todo a la magia de los zahoríes y al tintineo de crótalos de las vestales. Fue un orientalista entre mercaderes y un colibrí entre caimanes. No dejaba de equivocarse dulcemente y un presidente no puede permitirse eso de sólo sonreír ante los cadáveres. No se va por cansancio, ni porque lo llame el Nirvana o la rueca de hilar, sino por necrosis. El país se moría con él.



Ajeno a los desastres y a la última dignidad de saber irse, Chaves seguirá. La eternidad es su oficio y su excusa, como ocurre con los dioses. Otros políticos con misión cumplida o caducada o fracasada hacen el hatillo, se van a escuchar a los pájaros, a plantar vides o a reescribirse su biografía para poder dormir bien. Pero Chaves no tenía misión sino destino, es de esos hombres que están esculpidos en su caballo como los reyes en sus monedas. Chaves ya no tiene otra cosa que su cementerio, pero ese cementerio es su vida, igual que para los ángeles que habitan entre las tumbas como gatos. Otros políticos se harán la última pagoda en un pazo, en un riachuelo o en una buhardilla. Chaves se la hará en la política, a menos que los escándalos le obliguen a decir adiós como un mortal. Hoy, con despedidas retumbando, con muertos y desahuciados que se cruzan, he puesto La canción de la Tierra de Mahler, donde está uno de los más bellos adioses de la música, un adiós a toda la vida. Se lo dedico a Chaves, que se queda. “Por todas partes y eternamente resplandece de azul la lejanía. Eternamente... eternamente...”.

Luis Miguel Fuentes es Cronista, Articulista y Columnista del "Diario El Mundo"

lunes, septiembre 12, 2011

"¿BATALLA ACABADA? " por Antonio Gala

No lo sé aún. Y menos si los sabios que me martirizaron han obtenido el triunfo. Ahora me han "hospitalizado" en La Baltasara. Pero necesito decir a quienes se interesan, y me es imposible comunicárselo de otro modo, que este viacrucis lo acabé, aunque aún conservo piel de cocodrilo, con buenos resultados; que una primera revisión fue satisfactoria; que yo me encuentro razonablemente animado y razonablemente hecho polvo; que no se acerquen, a ser posible, a la radioterapia y a la quimioterapia, o impidan que ellas se acerquen a ellos...



Y que algo no ha cambiado en mí: mis sentimientos claros de amistad, de gratitud, de certeza de quienes me acompañan y sin los que no importaría que la vida se me acabara ahora mismo: en el fondo, y en la forma, ya he vivido bastante. Tampoco mi muerte sería hoy prematura. Por eso necesito decir a quienes ya lo saben que, sin ellos, seguir vivo no merecería la pena... Y a quienes me han mandado mensajes de amistad continua y de cariño que la vida, sin esa exageración de que unos cuantos te encuentren necesario, sería un jardín sin flores. El olor de la vida lo ponen los que, de cualquier forma, están más próximos. ¿Qué decir? Sólo GRACIAS.

Ver "NOTICIA DE MÍ" por Antonio Gala

Antonio Gala en LA TRONERA de "El Mundo"

viernes, agosto 19, 2011

"LOS PECADOS DEL VATICANO" por Juan Arias


Me ha causado un cierto estupor saber que se han colocado cientos de confesionarios en el parque del Retiro de Madrid con motivo de la visita del papa Benedicto XVI.

Es el mismo estupor que me causaban los confesionarios colocados en las fábricas de Polonia por el sindicalista Lech Walesa. Son esos confesionarios los que, con razón, indignan a los indignados, mientras a ellos tratan de impedirles que confiesen su indignación.

El Papa, que tendría que encarnar la figura de Pedro, el pobre pescador de Galilea, como obispo de Roma, debería recordar al viajar a Madrid que el apóstol llegó a Roma perseguido y que fue crucificado como el Maestro. No tuvo honores de jefe de Estado, ni salvas de cañón, ni papamóvil, ni fue escoltado por los guardias romanos; y fue enterrado al morir en un cementerio común. El Vaticano se construyó más tarde, y sobre él pesa un rosario de pecados.

No sé de qué se confesarán los miles de jóvenes que se arrodillarán en los confesionarios improvisados del Retiro, aunque puedo imaginármelo, ya que la Iglesia inyecta en los jóvenes católicos la obsesión por el sexo más que por la justicia o por la libertad. Pero sí sé, por haberlo vivido de cerca, los pecados de los que el Papa y sus seguidores vaticanos, recibidos con honores de reyes con un presupuesto de millones de euros pagados por los españoles en crisis, podrían y deberían confesar.

El Vaticano, el minúsculo Estado enclavado en Italia, regalo de Mussolini al Papa a cambio de los votos de los católicos al fascismo, es la mayor anomalía e irreverencia para aquel Jesús que decía que "no tenía donde reclinar la cabeza", que rechazó ser coronado rey y que murió en la ignominia de la cruz. La prerrogativa de jefe de Estado otorgada al Papa de Roma es un pecado contra los evangelios.

Las oscuras finanzas vaticanas, su Banco del IOR que estuvo tristemente implicado en escándalos de corrupción, su vinculación con mafias y masonerías heterodoxas que dejaron un reguero de cadáveres de por medio y a monseñores huyendo perseguidos por la justicia, son otros pecados todavía sin confesar y sin penitencia,

El ocultamiento de los ya tristemente casos de pedofilia del clero en todo el mundo, porque la Iglesia se avergonzaba de aceptar lo que hicieron los suyos e intentó ocultarlo durante años, es un pecado aún sin arrepentimiento y sin confesión abierta. Es un pecado tan grande que el pacífico profeta de Nazareth llegó a pedir para él la pena de muerte. Pedía que al que abusara de un menor "se le colgase una rueda de molino al cuello y se le arrojase al mar".

La imposibilidad de la mujer de acceder al sacerdocio -la más persistente discriminación femenina en el mundo de las democracias- es un verdadero pecado contra el mismo Cristo, que se rodeó de mujeres durante su vida apostólica, que se le apareció después de muerto a una mujer antes que a Pedro y a los otros apóstoles y que en las primeras comunidades creadas después de su muerte para conti-nuar su mensaje eran, también ellas, sacerdotisas y obispas.

Otro pecado del Vaticano es su terquedad en seguir manteniendo obligatorio el celibato sacerdotal a pesar de todos los escándalos de abusos de menores por parte del clero, y a pesar de que los apóstoles, y seguramente el mismo Jesús, estaban casados, como lo estaban los primeros papas y los obispos de los primeros siglos de la Iglesia, a los que solo se les pedía dar buen ejemplo conformándose con una sola mujer.

Así como también es pecado condenar todo tipo de sexualidad que no esté directamente encaminada a la procreación, cuando Jesús nunca habló de pecados contra el sexo.

Sí, en cambio, habló y gritó contra los que oprimen a los pobres, contra los sacerdotes hipócritas que predican una cosa y la contradicen después con su vida y contra los poderes y tiranías de la tierra. Llamó "zorra" al emperador Herodes. Y fue víctima del poder romano que lo condenó a muerte sin pruebas.

Son pecados todas las exhortaciones del Vaticano contra el derecho de la mujer de decidir en conciencia sobre su maternidad.

Es pecado defender la doctrina del infierno eterno ya que, como dicen los teólogos más iluminados y modernos, o existe Dios o existe el infierno. Juntos no pueden existir, porque ni el padre más brutal y vengativo sería capaz de condenar a un hijo a un castigo eterno sin posibilidad de retorno. El infierno sería la mejor prueba de la no existencia de Dios.

Cada vez que el Vaticano se opone a los avances de la ciencia que liberan al hombre de sus servidumbres, desde el uso de las células madre al derecho a morir con dignidad, peca contra la vida y contra el derecho a la libertad del ser humano.

Y como fueron pecados la Inquisición y las Cruzadas, lo son también hoy la cacería desatada contra teólogos que no razonan como el Vaticano, cacería de la que fue artífice el actual Pontífice desde su puesto de presidente de la Congregación para la Doctrina de la Fe, heredera de la antigua Inquisición.

Es pecado condenar a los que se empeñan en resucitar las palabras duras del Evangelio y en apoyar los abusos perpetrados por la Iglesia contra las conciencias.

Una de las frases más misteriosas y oscuras del Evangelio es la pronunciada por Jesús cuando afirma: "Dejad que los muertos entierren a sus muertos". A él le interesaban los vivos más que los muertos. Pero al Vaticano parece dolerle la felicidad de los vivos, prefiere el dolor, el sacrificio, la abnegación, el martirio, la muerte, es decir, la teología de la cruz en vez de la teología de la felicidad que era la que predicó hasta la saciedad el profeta maldito, que no soportaba el dolor y por eso "curaba a todos". Y multiplicaba no solo el pan para saciar el hambre de los pobres sino el vino para no arruinar la fiesta de unas bodas. Jesús no fue ningún asceta, ni predicó nunca el dolor como terapia de la fe.

El gran pecado del Vaticano, de esa Iglesia oficial que no acaba de liberarse del poder temporal que no le corresponde, es su miedo a que los hombres sean felices, porque es la felicidad, y no la angustia ni el sufrimiento, lo que terminará por hacer libres a las mujeres y a los hombres. De ese pecado debería no solo confesarse, sino pedir perdón a toda la humanidad.

Juan Arias es Periodista y Escritor. Fue Corresponsal de "El País " en el Vaticano durante muchos años, y actualmente en Brasil. (Artículo por gentileza de Juan Arias y "El País") 







sábado, julio 09, 2011

"COMPAÑÍA" por Bárbara Alpuente









Vengo de una comida en la que me he bebido toda la producción de Rioja existente en mi comunidad, así que a partir de aquí escribo borracha y que sea lo que Dios quiera (hip). Imagino que no soy la única a la que le ha pasado eso de enamorarse de alguien que no se enamora de ti. ¿No? Si a vosotros nos os ha pasado que sepáis que a mí tampoco…Era por hablar de algo…Centrémonos entonces en esos pobres desgraciados que se han visto atrapados en un desencuentro emocional alguna vez. Lo que de verdad quiero saber es el porqué del sufrimiento al no ser correspondido. Más allá del despecho, el ego, la rabia, la humillación, la tristeza, el vacío…Vale, igual no hay que ir mucho más allá para entenderlo, pero insisto, ¿qué sucede en el fondo?






Pues lo de siempre: el terror a la soledad, que en cada rechazo aumenta y se hace más palpable. Ya he escrito alguna vez sobre el miedo a la soledad y es un poco pobre repetirme, pero no soy yo la que habla, es el alcohol y también tiene derecho a expresarse. ¿ Y sabéis por qué creo que ese terror es la base de todo esto? Porque nos aliviaría mucho saber que, a pesar de que la relación no prospere, ese individuo insensato que ha osado rechazarnos ¡a nosotros! En realidad si nos ama, pero, comienza aquí el Greatest Hits de excusas para no asimilar un rechazo: “Es muy tímido y no es capaz de expresar lo que siente, tiene un bloqueo emocional y no es capaz de expresar sus sentimientos, tiene miedo al compromiso, está en un momento muy distinto al tuyo, es que es muy infantil, acaba de salir de una relación tormentosa, tiene demasiado trabajo, es que le das miedo…” (Me niego a creer que le dé miedo a ningún hombre, a no ser que le persiga con un picahielos por la casa…que todo se andará). O sea, que nos aliviaría mucho saber que, aunque la compañía no sea física, hay alguien ahí para nosotros.






Por eso creo que necesitamos más que nos amen a amar, por eso creo que necesitamos más que quieran estar con nosotros a querer estar con los demás. Por eso mantenemos relaciones muertas, intentando revivir ese aliento agónico con tal de contar con el otro. Por eso existen “amistades” basadas en la inercia o enfangadas en el tedio, o supuestos amigos que no te cuidan y a los que no cuidas pero que siguen llamándote para las cenas navideñas. Igual es el momento de asumir que uno está más solo de lo que creía. Y asumirlo con libertad y transparencia, con la recompensa de saber que respiras honestidad en tu entorno y te alejas de la congestión de la supervivencia más básica. O incluso igual es el momento de entender que uno está más acompañado de lo que cree cuando se ha quedado supuestamente solo.






Lo siento, no soy capaz de expresarlo con más lucidez, pero intuyo que tiene sentido ( de no tenerlo, discupad mi torpeza etílica). Desde la inconsciencia a la que me empuja, animo enérgicamente a que esta vez le echemos un poco de valor y salgamos de la ficción social y el espejismo afectivo. Salgamos del escondrijo vital y pongámonos a prueba. Quizá en ese solitario silencio consigamos escuchar, por fin, el rumor de nuestra propia compañía. Brindo con una última copa (hip). ¡Va por vosotros!.




Bárbara Alpuente es Guionista de TV, Escritora y Columnista de la Revista "Yo Dona"

martes, julio 05, 2011

"NOTICIA DE MÍ" por Antonio Gala


"La enfermedad nunca es una forma de tristeza ni una metáfora ni una melancolía: es un camino incómodo, que lleva o no a la muerte con o sin rapidez. Hasta ahora fui sometido a toda clase de salvamentos quirúrgicos. Nadie me consideró más interesante por eso, pero su éxito me salvó. Hasta ahora. Ahora padezco un cáncer de difícil extirpación. Y estoy sometido, para tratar de librarme, a un largo puteo, que es igual que una guerra de la que soy el campo de batalla. ¿Con un doble aliado: la quimioterapia y la radioterapia? Espero que conmigo sean más beneficiosas que el cáncer: matar es el fin de los tres. ¿Quizá demasiado tarde para recomenzar? Estoy en buenas manos: lo suficiente como para no querer pasar a las Mejores. Todo parece, así, interminable, monótono, invasivo... Menos la vida: no tenía edad ya de nuevas experiencias. Hubiera preferido el quirófano como tajante campo de batalla. Soy mal aliado de mí mismo: impaciente, poco soportador e insoportable: la anestesia total es mi aliada. Las nuevas experiencias me llegan tarde. Trataré, con todo, de defraudar a la muerte una vez más: la última".




La TRONERA de hoy 5 de Julio en el Diario "El Mundo"

"UNO DE LOS MAYORES DESASTRES ECOLÓGICOS EN SANLÚCAR ES LA DESTRUCCIÓN DE LA 'CORNISA VERDE' Y EL ALTO DE LAS CUEVAS" por Manuel J. Márquez Moy





















Tres instantáneas de todo un conjunto de elementos de interés. La ermita de San Diego de Alcalá, antes de ser destruída definitivamente, y dos imágenes de la Barranca del Alto de las Cuevas.










Los sucesivos equipos de gobierno que hemos tenido en democracia han permitido y acelerado el proceso de destrucción de una de las zonas de mayor valor, y trato de acentuar cada contenido, geológico, dinámica ecológica, paleobotánica, y científico en muchas otras disciplinas.

La llamada Cornisa Verde es el resto de una terraza fluvial sedimentaria de la evolución del Guadalquivir que data entre hace 18.000 y 10.000 años. Al amparo de esta terraza fluvial que se extiende desde los actuales Pinares de Bonanza hasta la Playa de la Jara, -donde anda el Acantilado del Espíritu Santo, protegido también y abandonado-, dividiendo en dos Sanlúcar de Barrameda transversalmente creció una franja prolífica con las más variadas e interesantes especies de herbáceas, matorrales y arbóreas antes incluso de que el ser humano pisase estos paisajes, lleno de vallejadas, barrancas y barrancos, y arroyos y manantiales naturales.

Es normal que con la colonización de estas tierras parte de esta cornisa verde se fuese estrechando, pero se ha llegado a un extremo en el que han destruído uno de los paisajes más hermosos de Sanlúcar de Barrameda, donde hasta hace algo más de una década quedaban su mayor exponente la Barranca del Alto de las Cuevas, Montesión, y el Acantilado del Espíritu Santo. Curiosamente toda la cornisa verde a la que nos hemos referido anteriormente está protegida, pero evidentemente no se ha hecho ni caso por parte del Ayuntamiento, incluso peor, ha contribuído a que se especule y haga desaparecer casi toda la Cornisa Verde.




Con la recalificación y especulación de suelos, se pudo construir la urbanización Pino Alto, con el beneplácito del Ayuntamiento que impunemente se ha ido apropiando de terrenos que no le corresponden y plantean terminar con la reliquia que queda del paisaje primigenio de toda esa Cornisa Verde en la Barranca del Alto de las Cuevas. No sé en qué andaba yo metido en ese tiempo, hace unos años cuando hicieron una barbarie con la antigua ermita de San Diego de Alcalá, que si bien no era la original, sí se había ido remozando con los siglos, y estaba en mal estado, pero se debía haber hecho una restauración en condiciones, y no un “chalé”. Y con respecto a lo que los vecinos llaman “matojos” son arbustos de máximo interés que apenas quedan ya en Sanlúcar. ¿Quién no recuerda ya los acerolos o acerolas?, que tienen mucho que ver con el desarrollo cultural también. Se debe hacer una restauración ecológica del lugar, por especialistas; y la zona de Montesión, otro tanto de lo mismo y reforestarla, que parece que tenemos pánico aquí a los árboles.

La Cornisa Verde ha ido desapareciendo a medida que ha ido creciendo la ciudad, pero hubiera sido perfectamente compatible una cosa con la otra. Los barros rojos ha sido siempre su nombre común porque son sedimentos que se fueron oxidando durante su arrastre desde el primitivo Guadalquivir en la última glaciación würmiense.



Manuel J. Márquez Moy, Especialista en Interpretación del Paisaje

sábado, julio 02, 2011

"PALABRAS" por Bárbara Alpuente















Es curioso cómo uno está convencido de que se explica pero resulta que nadie lo entiende... No sé si me explico... O cómo uno cree que el silencio le exime cuando su vacío verbal impacta en los presentes con mordacidad. Cómo una palabra pretendidamente amable dicha desde el rencor se percibe todavía con más violencia que un insulto rabioso. Somos millones de seres humanos, cada uno con sus cosas, creyendo compartir un mismo idioma. Pero no. Cada ser humano tiene un idioma diferente. Y las palabras a menudo ensucian la comunicación. ¿Cuántas cosas decimos en el peor momento? ¿Y cuántas de ellas a la persona menos adecuada? ¿Cuántas omitimos cuando es necesario pronunciarlas? ¿Cuántas capas esconden nuestras palabras?











¿Cuántas veces sale nuestra voz con honestidad? ¿Cuántos "te quiero" hemos oido que no sonaban a nada? ¿Cuántos "te odio" nos llegan como un "te quiero"? ¿Cuántos "te conozco bien" hemos escuchado del que vemos como a un desconocido? ¿Cuántas crisis hemos provocado con apenas dos frases? Hablas con cariño y el otro percibe desprecio, hablas con desprecio y el otro no se da por aludido (y mira que tú lo has intentado). No hablas y el otro descrifra tu silencio de forma errónea. Hablas y para los demás es como si no dijeras nada. Callas cuando lo crees correcto y resulta que tenías que haber dicho eso que no sabes que tenías que decir. Hablas pero, claramente, lo más inteligente sería haberte callado. Pronuncias un "te amo" cuando el otro necesita aire y espacio, un "mejor lo dejamos" cuando reclaman tu apoyo más que nunca. Un "ya te llamo yo" que se interpreta como un "no me llames tú".











Un "¿qué piensas?" cuando el otro por fin había conseguido dejar de pensar. No preguntas por no sacar ese tema delicado que el otro está deseando que saques. Un "estoy reunida, ahora no puedo hablar" cuando el otro está a punto de arrojarse por el balcón. Un "no te preocupes por nada" cuando el otro no estaba hasta el momento preocupado. Un "estoy aquí para lo que necesites" cuando el otro lo que necesita es que no estés ahí. No llamas por respeto y se recibe como indiferencia. Un "tengamos un hijo" cuando se disponen a dejarte. Un "te necesito" al inmaduro. Un "hoy quiero estar sola" al inseguro. Un "esto sabe raro" al hipocondríaco. Un "te invito a una caña" que suena a "cásate conmigo". Un "nada puede ir peor" cuando a tus espaldas se desata un tsunami. Palabras; palabras fuera de lugar, palabras que esquilan, palabras que naufragan, palabras lisiadas, palabras lanzadas con cerbatana, palabras que lo cambian todo o que no cambian nada. Palabras disfrazadas de otras palabras. Vamos a tener que afinar nuestra intuición y entonar nuestros silencios. Vamos a tener que aprender a descifrar a los demás más allá de sus gargantas, sus lenguas y sus cuerdas vocales. Vamos a tener que hacernos un poco más listos para sobrevivir en esta Torre de Babel, a la que cada vez le crecen más pisos. Eso es todo lo que tenía que decir... Ahora, a saber lo que habéis entendido.




Bárbara Alpuente es Guionista de TV, Escritora, Columnista en la Revista "Yo Dona"

viernes, julio 01, 2011

"HOY VIERNES: CHIMPÚN" por Luis Miguel Fuentes



Felipe González fue el que empezó a dejar el obrerismo, el socialismo de linotipia y fiambrera, por una socialdemocracia que quizá quería mirar un poco a Alemania, pero luego sólo miró a los bancos, a esos dineros de Solchaga que olían a estanco y a casino y, claro, a la OTAN, que le parecía esa película de Un día en Nueva York, con los cañones para sentar a señoritas que cantaban con los marineros. Había que modernizar al PSOE y a España, europeizarlos como se europeizaba todo entonces, porque aún nos sentíamos un poco africanos o filipinos.



Era el socialismo con forro capitalista, un socialismo posibilista, mezcla de negocio (fue la época de los grandes tiburones), buen rollito de la Movida, un poco de destape, primeros bailes de embajada en Europa y algo todavía de retórica añeja para dar muchos sopapos a la derecha eterna, que aún lo era. Luego llegaron la corrupción, la caída de González, el pucherazo de Borrell, el fracaso de Almunia y la derechita pulcra y sosona de Aznar. Lo de Zapatero fue el segundo intento de modernización del PSOE. Quiso hacerlo esta vez femenino y como orientalista, pero manejar el dinero con mariposas y poner corazoncitos en el lenguaje y los ministerios no bastó para conducir un país al que le venían dos crisis aupadas una sobre otra: la nuestra, la de un sistema productivo atrasado basado en el ladrillo, y la internacional, la financiera.




Zapatero empezó a ñoñear, a torpear y a hacer ideología del espiritismo. Todo le salía como un anuncio de compresas y así es imposible llevar con seriedad nada, ni un partido ni un país. Es decir, que el socialismo se hizo primero posibilista y luego iluso, acabando la era de González en corrupción y la de Zapatero en memez y hambre. Ahora están en un interregno en el que Rubalcaba es sólo una coda triste, que terminará en chimpún como todas las codas.



En el PSOE sólo piensan en qué hacer tras ese chimpún. No dudo de que hay gente en el PSOE que desea un partido socialdemócrata moderno y diferente, sin dinosaurios ni majorettes. Pero no creo que eso se pueda conseguir con los que lo dirigen ahora. En Andalucía, esto es aún más evidente. Aquí ni siquiera pasaron por la purificación de la derrota. En Andalucía, por conveniencia, se ha superpuesto el felipismo tardío, superviviente y acomodado con el zapaterismo verderón y flautista, así que se fundían las viejas herencias de los unos y el maquillaje buenista de los otros en un caos que sólo se ha ido sosteniendo por la inercia del poder. Aquí el PSOE siempre ha sido otra cosa, ese reinado, esa gran cosechadora, esa costumbre, viviendo de lo vivido. Pero eso ya ha dejado de funcionar. Todos esperamos el chimpún final. Luego, veremos si nos traen una nueva socialdemocracia, un nuevo disimulo o un nuevo fracaso.

Luis Miguel Fuentes es Columnista, Articulista y Cronista del Diario "El Mundo"

miércoles, junio 29, 2011

"LA INCOMPETENCIA NAVEGA POR EL GUADALQUIVIR" por Pedro Brufao Curiel


El Guadalquivir vuelve a estar en el ojo público. Esta vez no se trata de la transferencia de la cuenca a la Administración autonómica o de su calamitoso estado por un regadío sin control, sino de algo más apegado al terreno y que se ha convertido en una situación insoportable.

En el bajo Guadalquivir faena a plena luz del día una pequeña flotilla de embarcaciones furtivas que arrasan la reserva pesquera y otras zonas, algunas de ellas en el parque de Doñana. Estas embarcaciones carecen de todo tipo de documentación o registro y literalmente filtran el agua al emplear mallas de apenas un milímetro de luz para conseguir su captura predilecta: la angula. El alevín de la anguila llega a cotizarse a 800 euros el kilo y para conseguir uno solo se capturan de media 60 kilos de inmaduros de otras especies, cuyo peso en la fase adulta rondaría las 23 toneladas si se les dejara vivir. Por supuesto, no hay examen sanitario alguno y son conocidos los restaurantes de la zona que sirven las angulas, cuya captura se ha prohibido una década al estar oficialmente en peligro crítico.

La Consejería de Agricultura y Pesca, con la ayuda del Seprona, realiza una importante labor contra esta lacra que lleva a la ruina además a los pescadores legales del golfo de Cádiz, consistente en el decomiso de las mallas y artes de pesca que emplean los riacheros furtivos. Sin embargo, nadie se ve con competencias para ejecutar lo más importante: la destrucción de los barcos furtivos, que faenan a muy poca distancia de la canal de navegación del río. La Ley de Puertos prevé que los organismos encargados de la navegación marítima en este tramo del Guadalquivir -en primer lugar la Capitanía Marítima de Sevilla y luego la Autoridad Portuaria- procedan a la incautación e incluso destrucción de las barcas clandestinas, pero la pelota competencial vuela de un tejado a otro mientras que los furtivos y los restaurantes que encargan las capturas hacen su agosto.

Ante esta situación, hemos remitido un informe a los organismos implicados y al Defensor del Pueblo Andaluz recordando quién tiene las competencias y las graves responsabilidades, incluso penales, que podrían derivarse de esta situación de patente inactividad pública. Por ahora sólo hemos recibido buenas palabras de la Capitanía Marítima y del Puerto de Sevilla, junto con la callada por respuesta de la Delegación del Gobierno, el presidente de Puertos del Estado, la Directora General de la Marina Mercante y el Ministro de Fomento, por lo que hemos denunciado esta situación ante la Fiscalías de Cádiz y Sevilla. Recordamos que ya se declaró por el Tribunal Supremo la responsabilidad patrimonial del Estado ante un caso similar protagonizado por bolicheros furtivos frente al puerto de Málaga.

Mientras quienes están obligados a garantizar el imperio de la ley y la seguridad de la navegación se declaran incompetentes y se quedan impasibles ante esta lacra, nos topamos ahora con el robo en Lebrija del buque alquilado para fines científicos por la Universidad de Córdoba, el Instituto Español de Oceanografía, el Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera y el Instituto de Ciencias Marinas de Andalucía, barco al que le cortaron las amarras y las cadenas del ancla. Este robo coincide en el tiempo con las denuncias públicas del furtivismo que han hecho algunos investigadores. Es decir, ni se actúa contra el furtivo ni se protege al que investiga la riqueza del estuario y su reserva pesquera.

En definitiva, al fin brusco de la actividad científica para conservar un estuario sin ley y el desánimo de la Guardia Civil y la guardia pesquera, que se juegan el tipo cuando decomisan las mallas, se le suma ahora el colmo de la ruina y el desamparo del propietario del barco científico y su familia. Este es el resultado de que la incompetencia navegue y se señoree a toda máquina por el Guadalquivir.

Pedro Brufao Curiel es Presidente de la Asociación Ríos con Vida.

lunes, mayo 23, 2011

IRENE GARCÍA GANA LAS ELECCIONES MUNICIPALES RAYANDO LA MAYORÍA SIMPLE CON 10 CONCEJALES

Debacle del PA que alcanza el voto de sólo algo más de 2.000 personas
Decepción en CIS Sanlúcar que mantiene 3 concejales ante las expectativas de superar un mayor número de concejales
Rafael Terán logra recuperar IU hasta tres concejales

En la noche de ayer, y hoy ya con mas serenidad, se contabilizaron los resultados de las Elecciones Municipales de 2.011 en Sanlúcar de Barrameda. Irene García consiguió revalidar su responsabilidad como Alcaldesa de la ciudad. Había cierta seguridad, pero era imposible despejar la incertidumbre a que son muchos los condicionantes que juegan el día definitivo de las elecciones. Escasa participación, cuestión que debería seguir preocupando a la sociedad en el ámbito político y no se sabía a qué achacarlo, pero rara era la tertulia, las conversaciones donde no se comentara la rareza en el ambiente de esta campaña y del día de las elecciones. Quizás un cambio de ciclo en la mentalidad, reflejado tímidamente en los movimientos de los 15-M, la política internacional, quizá porque ha llegado de una vez por todas el momento de cuestionar hacia donde nos dirigimos como sociedad en este Planeta, la toma de conciencia de nuestra vulnerabilidad ante la Naturaleza, reflexionar sobre el sentido de las instituciones que llamamos democráticas, tanto nacionales como internacionales (ONU,UE, OTAN, Tribunales, FMI, ....).

Otra cuestión, que es a la que vamos es el resultado de las elecciones municipales de Sanlúcar de Barrameda. Posiblemente lo que vaticinamos el día del cierre de la campaña. Satisfacción por el trabajo hecho por el equipo de Irene García (PSOE) que ha conseguido la confianza de una gran parte del electorado. Habrá que volcarse con su trabajo, si lo que ofrece es honestidad, para colaborar en el presente de Sanlúcar de Barrameda, que bastante le hace falta. Felicitar desde aquí al PSOE, que con esa casi mayoría simple, tendrá que plantearse apoyos dentro de la corporación, actividad mucho más laboriosa, o buscar algún pacto, donde se descarta PA, e IU. Así que todos apuntan a un posible nuevo pacto con CIS Sanlúcar, a pesar de Juan Marín y Antonio Reyes. Porque sinceramente tiene tela soportar otro mandato con estos dos concejales, no es así el caso de Elena Sumariva, más agradable en el trato y competente en la gestión, pero seguirá siendo la mano derecha de Marín.


Ya iremos analizando lo que puede suponer la pérdida de la Diputación de Cádiz para el PSOE en favor del PP, y los grandes cambios políticos en prácticamente toda España. Situación evidentemente que influírá en la gestión socialista en Sanlúcar de Barrameda y en la provincia.

Os dejamos con los resultados oficiales:



Pulsar sobre el gráfico para ampliar



Manuel J. Márquez Moy, Director de la "Aventura Humana"

viernes, mayo 20, 2011

LOS PARTIDOS APURAN LAS HORAS EN EL ÚLTIMO DÍA DE CAMPAÑA ELECTORAL

Unos 15 días han tenido los partidos para dar a conocer a los ciudadanos sus programas electorales que cada día suenan más a ofertas comerciales. Ha sido una campaña descafeinada, donde algunos partidos han tratado los asuntos con mucha tibieza para no molestar a posibles socios de gobierno, casos del CIS Sanlúcar, TPS, que sí se han envalentonado contra el PP y el PA respectivamente. El PSOE ha tratado de hacer una campaña tranquila, donde su mayor incomodidad ha venido de una IU que ha hecho un planteamiento de sus programas con moderación, pero hilando muy fino, siendo certeros en algunas de sus críticas al PSOE.



La campaña, como decíamos no ha vivido momentos intensos, a pesar de la visita de algunos pesos pesados como Javier Arenas, Esteban González Pons, y Teófila Martínez por el PP, Elena Valenciano, Josefina Cruz Villalón y Luis Pizarro por el PSOE y poco más.



Las propuestas de los partidos realmente han sido muy cansinas, a veces demasiado fantasiosas y otras más realistas y acertadas, más con los pies en el suelo por la experiencia ya vivida, como le ha ocurrido al PSOE. En cambio el CIS, su socio de gobierno en este mandato que ya finaliza, parecen que no han aprendido. IU tiene también la experiencia de su candidato a Alcalde, Rafael Terán, gran Economista y que conoce bien los intríngulis del Ayuntamiento.



Quizás ha faltado más debate televisado posiblemente por la nueva Costa Noroeste TV, y el esfuerzo del Círculo de Artesanos ha quedado en un tímido intento.



Se teme la poca participación y en cuanto a las candidaturas en un sondeo a pie de calle de manera informal, la gran mayoría de los ciudadanos piensan que los votos van a estar muy repartidos, con un mayor apunte del PSOE, al que ven como claro ganador, aunque necesitado de socios de gobierno. El CIS puente repuntar y el PP recuperar parte de la confianza perdida en los anteriores comicios municipales. IU puede recoger votos de castigo de los descontentos con el PSOE, al igual que TPS con los desencantados del PA, aunque queda una gran duda sobre el futuro de Antonio Prats.



Parece que se impone de nuevo las listas abiertas, que muchos ciudadanos y el movimiento del 15-M solicitan como cambio en la Ley Electoral.



En definitiva, hoy todos piden el voto y el domingo hablarán las urnas.

Manuel J. Márquez Moy

viernes, mayo 13, 2011

DISCULPEN LAS MOLESTIAS

A todos aquéllos que seguís regularmente esta Revista Digital "La Aventura Humana", y a los interesados, comunicarles que hemos tenido problemas todos los que utilizamos el conocido servidor Blogger, con lo que no hemos podido acceder a nuestros portales, cuando muchas de las noticias ya la habíamos publicado. Trataremos de volver a coger el ritmo ante la gran cantidad de noticias que tenemos que abordar. El problema ya ha quedado subsanado.

Gracias.


Manuel J. Márquez Moy, Director de "La Aventura Humana"